Análisis de Disneyland Adventures para Xbox 360 Kinect

Análisis DisneyLand Adventures Kinect

Lo primero que hay que aclarar de este título es que no es para hardcores, ni tampoco para casuals de medio pelo. Este título está enfocado para los pequeños de la casa y para todos aquellos que tengamos el síndrome de Peter Pan y queramos disfrutar de una experiencia virtual en Disneyland Word sin salir de casa o rememorar las películas de Disney con las que crecimos durante nuestra infancia.

Disneyland Adventures no es un videojuego en sí. No es más que un invento electrónico que no tiene una historia a seguir, es decir, ¿qué haríais si fuerais a cualquiera de los parques de la franquicia Disney? eso es Disneyland Adventures.

En el juego recorreremos el ENORME parque, encontrándonos los 35 personajes dispuestos de las películas de la factoría Disney. Si nos paramos delante de alguno de ellos y saludamos, literalmente, podremos acceder a interactuar con el personaje. A cada personaje podremos pedirle un autógrafo para rellenar nuestro libro dedicado a ellos, chocar los 5, abrazar o bailar con él. Además, podremos acceder a las diversas mini aventuras o misiones de lo más variopintas y que encajan con la personalidad o el mundo de la película en la que se basa.

Las “misiones” se intercalan con la posibilidad de entrar en las diferentes atracciones del parque, 18 en total, que para eso estamos en Disneyland. Estas, tienen relación directa con la película o personaje de dicha atracción, es decir, si entramos en una de las atracciones de Peter Pan recrearemos la escena de la película donde Campanilla te da los polvos mágicos para volar a Nunca Jamás. Estas atracciones proporcionan monedas con las que podremos objetos, libros de autógrafos, disfraces etc. en las diferentes tiendas del parque. Las monedas que recojamos proporcionan un ranking de estrellas final, a más monedas, mas estrellas. Además, entre las monedas también encontraremos, escondidos, los típicos logos de Mickey que al recoger todos proporcionan extras además de algún que otro logro.

De entre las mas de 100 de atracciones, o misiones, en las que podremos entrar, podremos participar en una rúa o dirigir su comparsa, entrar en una montaña rusa, buscar a Nemo en las profundidades del mar, hacer skate on rails, bailar, volar y luchar contra el capitán Garfio, bailar, jugar al golf etc. Como veis, en la variedad está el gusto.

Como en todo parque de atracciones podremos pasear sin necesidad de entrar en atracciones o hacer las misiones de los npc’s o comprar en tiendas. En estos paseos descubriremos que el logo de Mickey está por todas partes, escondido en unos arbustos, en una cloaca. ¿Y que haríais si fuera la vida real? pues hacer una foto, con esto descubriremos una nueva misión: encontrar los iconos ocultos de Mickey por el parque. Como veis, Disney ha pensado en todo, ya que no estáis jugando a un juego, estáis visitando el parque de forma virtual y desde tu casa.

Los gráficos son buenos, pero en ocasiones se notan ralentizaciones al entrar en alguna zona con mucha gente. Las cargas son rápidas y se agradecen para no hacer tedioso el entrar y salir de diferentes secciones del parque o las atracciones. Todo el control del juego y las acciones son controladas por Kinect, ya sea gestualmente o por comandos de voz, con lo que en ocasiones, por el cansancio, se echa de menos el uso del mando. Kinect responde perfectamente a los movimientos generales de tu cuerpo y realmente si tenemos el aparato bien colocado no notaremos acciones extrañas.

Uno de los fallos, bastante gordo, es la poca personalización del tu personaje, pero que además, si Kinect deja de detectarte y pausa el juego, al volver a ponerte de la cámara ¡tu personaje ha cambiado de sexo, color y ropa!. Un detalle acertado es la cantidad de idiomas que oyes al pasar cerca de familias o npcs que visitan el parque, en lo que llevo jugado he oído inglés, francés, español, italiano, alemán entre otros, además de ver gente en silla de ruedas, tanto adultos como niños y ambos sexos, gente mayor con bastones etc. es decir, una recreación de la gente que encontrarías si visitaras el parque real. El juego viene doblado al castellano con las voces de cada personaje.

El objetivo del juego es pasarlo bien, no hay meta. Su función principal es un acercamiento de los padres a jugar con sus hijos (permite jugar 2 players), ya que a través del parque y sus personajes, los más pequeños de la casa, podrán explicar sus aventuras o compartir convirtiéndolo en posiblemente el primer sandbox al que jueguen ¡y sin violencia!

Es complicado explicarlo o encontrar gameplays decentes, pero os digo, con sinceridad, que la recreación que da el juego del parque y de lo que harías en el parque en la vida real es asombrosamente acertada y si tuviera un hijo este sería uno de los juegos que me compraba de calle para Kinect. Eso sí, preparad dinero para pagar el año que viene un viaje a Disneyland, porque no se contentarán con pasarse el juego. [8]

  1. 2 puntos
    1.- No creo que tenga el sindrome de peter pan por querer ir yo y el resto de la familia a disneyland. (parece como que el que creo el articulo no pasa de 25 años, que anda dandose de madurito)

    2.- “latino” no es un idioma.

    • Quise poner Español y se me fue la pinza, arreglado. Gracias por el aviso.

      Gracias, de nuevo, por el cumplido pero tengo 30 años xD

      Además de incluirme al grupo de sindrome de Peter Pan, hacia referencia a todos aquellos que disfrutamos, tanto en su epoca, como actualmente, de la magia de la factoria disney y ya somos un poco mayorcitos para vestirnos con camisetas de Goofy, ese personaje con tanto carisma y, por desgracia, tan secundario 🙂

Deja un comentario