[Análisis] Mass Effect (Xbox 360)

null

Análisis realizado para Canal Juegos

Para terminar el año, Microsoft nos ofrece Mass Effect como colofón a una espectacular trilogía conformada por Bioshock, Halo 3 y el que hoy analizamos, que completan un catálogo de exclusividades que prometen unas Navidades más que felices para los poseedores de Xbox 360.

Y es que la esperadísima tercera obra de BioWare, en exclusiva para Xbox 360, sitúa al estudio a la cabeza mundial en el desarrollo de RPG. Y no precisamente por que la máquina next-gen más veterana del mercado ande corta de títulos de rol de calibre, entre los que destacan sin duda, el incombustible y adorado por el público Oblivion, pero sin olvidarnos del precioso Blue Dragon, otra exclusividad fabricada a medida por un tridente que ya quisieran otros: Sakaguchi-Mistwalker-Toriyama.

En líneas generales y esbozando lo que será un extenso análisis, lo primero que se debe decir es que Mass Effect cumple no sólo con las elevadas expectativas, sino que mantiene una línea continuista que comenzó con KOTOR, se intentó depurar en Jade Empire (del que aún se discute si es o no un juego sobresaliente) y que alcanza su punto culmen con las aventuras de Shepard. Para lo bueno y para lo malo.

Y es que Mass Effect viene a potenciar al máximo nivel conocido los aspectos que hicieron a KOTOR un título que marcó un hito en el desarrollo de los videojuegos de rol modernos: diálogos inteligentes y abiertos, excelente conducción de la historia, personajes secundarios con una interesante personalidad y un sistema de moralidad dual que nos hará oscilar entre ir por el recto camino o dejarnos tentar por el lado malvado de nuestra conciencia. Como obra de rol, pocos juegos se pueden situar a su misma altura.

null

Sin embargo, Mass Effect viene a cumplir también a rajatabla algo que todos los que hemos concluido las aventuras de ambos KOTOR y Jade Empire sabemos de sobra: tiene más fallos –bugs- de los que deberían permitirse por ley en una versión final y el motor gráfico no es lo suficientemente fuerte como para mostrar con soltura todos los elementos que aparecen en pantalla.

Por cierto, el análisis no os va a contar absolutamente nada de la historia, así que leed sin miedo…

Gráficos

Una vez más, BioWare lo ha vuelto a hacer. Ha sido capaz de imaginar y convertir en realidad un futuro en el que las distintas razas galácticas conviven en una tenue armonía. Siguiendo las bases implantadas en el cine por la trilogía original de Star Wars o en la literatura por los libros sobre la Fundación e Imperio de Isaac Asimov, BioWare ha sido capaz de recrear un espacio repleto de colonias donde las distintas especies intentan mantener la paz mediante un Consejo Galáctico y, por qué no decirlo, con la presencia de agentes infiltrados llamados Espectros que aplican por la fuerza el Imperio de la Ley.

Lo más destacado, aparte de la excelente recreación artística del espacio, de sus planetas y sobre todo, de las diferentes razas que pueblan la galaxia, es sin duda la dirección cinematográfica. Mass Effect es lo más similar que hemos visto a una película interactiva en la que vamos decidiendo cómo queremos que evolucione la historia. Todos los recursos técnicos se afinan para recrear unos diálogos y secuencias que nos hacen vivir una película de la que somos principales protagonistas.

null

Todas las secuencias están realizadas con el motor gráfico del juego. No hay elementos grabados previamente, aunque pueda parecerlo por la recreación facial de los personajes, la sincronización de labios, sus gestos, diseño y escenografía. Todo unido da como resultado el videojuego que mejor ha recreado hasta la fecha la interacción con el universo que nos rodea. Escasos son los títulos que ofrecen una inmersión similar o una experiencia tan cercana a interpretar un rol, a hacernos creer que de verdad somos parte del juego, auténticos protagonistas de una historia.

Sin embargo, parece que todos los recursos están siempre aguardando a que haya una secuencia de diálogos, lo que provoca que el motor se resienta en los momentos dedicados al combate y las exploración, principalmente en lugares abiertos. El motor gráfico es perfecto cinematográficamente hablando… pero a la hora de luchar y explorar, pierde gran parte de su fuerza y muestra sus errores.

Los que hayan jugado a títulos previos de BioWare conocerán sobradamente los problemas que daban sus motores gráficos cuando comenzábamos a rotar la cámara alrededor del personaje para contemplar los alrededores o cuando la pantalla se llenaba de personajes. En Mass Effect todo es más bonito, mejor realizado, pero al motor le cuesta muchísimo más moverlo. Así que en las secuencias de combate, cuando empiezan a aparecer enemigos en pantalla y comienzan los tiroteos, cuando usamos los poderes bióticos… la cosa va aún a peor.

Hay ralentizaciones constantes en cuanto salimos al exterior, mientras que a bordo de la Normandía no suceden. Es como si el peso del cielo y las vistas más abiertas contribuyeran a que el motor dijera, basta, no puedo mover todo. Y no es que los escenarios de Mass Effect sean de un tamaño enorme, porque realmente son tan limitados y con unos caminos tan definidos como lo fueron en KOTOR.

En la anterior generación excusábamos a BioWare; decíamos que la máquina no daba más de sí. Hoy por hoy, comprobamos que no, que su engine es deficiente, que hay al menos una docena de juegos de 360 que muestran escenarios más abiertos, más amplios, más detallados y mejor realizados sin que aparezca ni una sola ralentización. Mass Effect puede llevarse el dudoso honor de ser el juego de Xbox 360 que más se ralentiza. Si además le sumamos los solapamientos de texturas y su generación delante de nuestros ojos, los momentos en que nos quedamos bloqueados entre dos objetos y no podemos salir (obligándonos a cargar partida) y algunos otros defectos técnicos, podemos afirmar con rotundidad que ciertos aspectos técnicos no están a la altura del resto del juego.

Sonido

Lo primero que debemos señalar es que resulta complicado crear un score musical que acompañe en una aventura que puede prolongarse más de 40 horas sin que termine cansando. Así que se ha optado por la discreción y la quietud en la banda sonora, lo que resulta hasta beneficioso para que no terminemos hastiados y optemos por escuchar la música almacenada en el disco duro.

null

El segundo elemento, que ha generado polémica, ha sido el asunto del doblaje, inexistente, al castellano. Algunos pensamos en su día que bueno, no sería tan malo porque el juego está subtitulado, pero basta con jugar un poco para darse cuenta de que no hay excusa que nos valga. Las voces en inglés están muy bien, son consecuentes con cada personaje, bien entonadas, una actuación adecuada… pero las queríamos, las necesitábamos en castellano.

Los motivos, no sólo el egoísmo por no tener que leer o por la exigencia tan alta generada por los doblajes al castellano de títulos como Bioshock, Halo 3 o Blue Dragon. Es sencillamente porque algunas conversaciones son demasiado rápidas como para que nos dé tiempo a leerlas o porque cuando las letras aparecen delante de un fondo muy claro no se ven; porque siempre nos aparece el nombre de la persona que está hablando delante de sus frases como si se tratara de una obra de teatro leída, porque nos impide deleitarnos con la belleza de los personajes y conversaciones al centrarnos en los subtítulos. No hay excusa que nos valga, Mass Effect pierde valor al no estar completamente localizado al castellano.

Jugabilidad

Comenzamos nuestra odisea espacial creando un personaje, como es habitual en todo juego de rol digno de aprecio, y tenemos la primera decisión que afectará al devenir de la historia. Puedes elegir empezar a jugar de inmediato usando al Comandante Shepard, de clase soldado, o bien crear un avatar a tu imagen y semejanza mediante un sencillo editor. Además de los rasgos faciales, el sexo (lo que puede llevarnos en un futuro a contemplar la escena lésbica que tanta polémica generó meses atrás) y origen del protagonista (cómo llegó a la armada, si en sus anteriores misiones usó la fuerza o el diálogo), debemos elegir una de las clases.

null

Realmente las clases son tres principales, soldado (especialista en combate), ingeniero (en tecnología) o adepto (en biótica), y tres secundarias que derivan de mezclar las anteriores, infiltrado (combate/tecnología), vanguardia (biótica/combate) y centinela (biótica/tecnología). La definición de las clases juega un papel vital en el juego, más si tenemos en cuenta que acostumbrarse al sistema de combate es una tarea que se tarda algo de tiempo en dominar y no es lo mismo empezar con, por ejemplo, Shepard, un soldado bien armado y con gran capacidad ofensiva, a hacerlo con un Adepto, que vendría a ser similar a un débil mago.

Durante el juego, como es también habitual en los RPG, conseguiremos puntos de experiencia que servirán para mejorar de nivel, aprender nuevas habilidades, mejorar el uso de armas o lograr lo que se denominan talentos, que a la postre permiten que el protagonista pueda aprender habilidades de otras clases, si bien nunca podrá especializarse en una disciplina ajena a su clase. Además existen los bioamplificadores y omniherramientas que nos permitirán mejorar disciplinas concretas de la biótica o realizar acciones propias de un ingeniero o de un adepto sin serlo. Cada clase tiene sus limitaciones, ventajas e inconvenientes. Por eso, dependiendo de cómo te guste jugar, habrá que elegir con tino qué queremos ser en esta odisea galáctica.

Uno de los pilares fundamentales para resolver las intrigas espaciales es la Normandía, nave hiperestelar ala Halcón Milenario que seguro sonará a los que disfrutaron con KOTOR. En el puente de mando accedemos al mapa general de la galaxia, desde el que no sólo podremos acceder de un planeta a otro, sino que podremos aprender bastante más del mundo que nos rodea. Mucha de la información e imágenes presentes son reales, pertenecen a nuestra galaxia y podremos deleitarnos observando constelaciones, estrellas y nebulosas. Probablemente sea uno de los interfaces de tránsito más espectaculares y útiles que se ha creado para un videojuego.

Hay otro vehículo en Mass Effect que goza de importancia a la hora de explorar inhóspitos terrenos: el Mako, una especie de todo terreno tuneado con una potencia de fuego considerable. Elemento primordial a la hora de explorar la superficie de ciertos planetas, nos ofrecerá unas situaciones de combate entretenidas con algunas de las bestias más brutales de los confines de la galaxia. Imprescindible para limpiar el terreno antes de las incursiones a pie y una genial idea, para añadir variedad y que, a su modo, vendría a funcionar como el minijuego de aviones que aparecía en Jade Empire.

Pasando a los combates a pie, en esta ocasión, BioWare ha potenciado la acción directa y ha dejado a un lado, afortunadamente, el estilo aplicado en Jade Empire, que fue comparado por su simplismo con el mismísimo Fable… Está inspirado en la base que nació con KOTOR, pero bastante más dinámico, real y cercano a un juego de acción en tercera persona.

Previamente a las secuencias de acción conviene haber equipado bien a todos los personajes que forman el equipo con las armas que mejor vayan con su clase o talentos y potenciando éstas con las mejoras que vayamos encontrando. La acción es directa, podemos avanzar rápidamente hacia un enemigo y disparar, incluso existe un sistema de cobertura que intenta imitar al de Gears of War y que funciona más mal que bien. Podemos asimismo mapear una acción (poder biótico) al botón RT para usarlo sin tener que detener la acción.

null

Tenemos la oportunidad dar órdenes al equipo con la cruceta para que vayan a cierto punto, disparen a cierto enemigo, se protejan o nos cubran; sin embargo, su inteligencia artificial es limitada y si los dejamos a su buena ventura, acabarán besando el suelo con bastante frecuencia y pocas veces nos sacarán de apuros por sí mismos. Podemos optar por dejarles cierta libertad o ir controlando sus acciones, para lo que tenemos la opción de pausar la acción con los botones LT y RT y asignarles un comando, hacer que cambien de arma o usen cierto poder sobre determinado enemigo. Es más rápido y menos tedioso que parar la acción, elegir una secuencia automática de comandos y esperar a ver qué sucede.

En resumen, la acción y el combate está a un nivel muy superior al de la mayoría de juegos de rol, pero permanece muy por debajo de un shooter convencional, aunque las imágenes y videos parezcan demostrar lo contrario. En ocasiones es realmente espectacular y algunos poderes bióticos son sencillamente geniales; es además un sistema que hay que aprender a manejar con soltura y que requiere unas poquitas horas de juego dominar, por lo que en los primeros combates acabar con los huesos desparramados por el Través Aticano es bastante sencillo.

En el devenir de la historia, BioWare nos intenta poner las elecciones difíciles y el sistema moral vuelve a hacer acto de presencia en la dualidad que vimos en sendos títulos de Xbox. Sólo que en esta ocasión las decisiones difíciles tienen un impacto mayor que el que tuvieron en Jade Empire y KOTOR. Los dos lados de la balanza se denominan Virtud y Rebeldía, y según tomemos decisiones bondadosas o salomónicas iremos llenando uno u otro lado de la balanza.

Ésta dualidad tiene impacto inmediato en las acciones y posibilidades del juego. Elegir una opción maligna puede implicar que la gente tenga miedo de hablarnos o que no nos ofrezcan cierta misión. O viceversa, si hemos sido virtuosos para la “sociedad galáctica” puede que sean más dóciles a la hora de ofrecernos información útil o plantearnos misiones secundarias. Este sistema moral no resulta tan novedoso como lo fue en su día y es más que nada una marca propia de BioWare. La diferencia está en que ahora podemos ser buenos y malos simultáneamente, virtuosos y renegados, aunque dista de ofrecernos un abanico de grises entre el blanco y negro como la publicidad nos ha dado a entender. Es una parte que también ha mejorado, pero que no es perfecta.

null


Conclusiones

Mass Effect lleva la dirección cinematográfica de los videojuegos a otro nivel; la forma de contar la historia, su hilo argumental, el códice galáctico que a modo enciclopédico nos permite conocer todos los detalles del universo que nos rodea, la selección de los diálogos y el realismo y crudeza de las misiones que nos plantean los personajes secundarios, alcanzan para hacernos creer que estamos disfrutando de algo que va mucho más allá de una simple película interactiva.

Dependiendo de la clase y de nuestras elecciones la historia va conformándose de formas distintas y es muy interesante comprobar como dos partidas pueden ofrecernos detalles totalmente opuestos. Es por tanto un título que merece la pena jugar de nuevo una vez completado, tarea que requerirá un buen número de horas si queremos disfrutar de todas las misiones secundarias

Como juego de rol, a los más puristas, a los que siguen el librillo de los Dungeons & Dragons como la Biblia de los RPG y consideren que todo lo que se salga de él no es estrictamente un obra de rol, que lo prueben y vean cómo la clave para evolución del género ha nacido con Mass Effect. Y aunque el combate sea mejorable, está a un nivel que otros títulos del género no pueden ni mirar de lejos. Solamente la ausencia del doblaje al castellano y las múltiples flaquezas del motor gráfico le impiden ser un título de matrícula. Se ha quedado muy cerca y deseamos sinceramente que BioWare siga mejorando su personal estilo y continúe ofreciéndonos títulos tan elaborados a nivel argumental, porque realmente se echan en falta en estos tiempos.

null

A destacar

– La dirección cinematográfica es la más exquisita que se ha visto jamás en un videojuego.
– El argumento, los diálogos, los personajes secundarios, el realismo con el que se ha dotado a la galaxia en la que transcurre la historia de Mass Effect.
– A pesar de sus fallos, el sistema de combate es mucho mejor que en la mayoría de RPG del mercado.
– Ver cuán distintas son las partidas dependiendo de nuestras elecciones, lo que hace que sea un título con el que disfrutaremos más de una vez

A mejorar

– El motor gráfico, que provoca un montón de fallos y ofrece una de las tasas de refresco más inestables de la actual generación
– La ausencia de doblaje al castellano y la excusa de que no cabía en un DVD porque se producía el mismo disco para Polonia y España.

  1. [quote comment=”91052″]Si alguno lo lee entero, gracias, en serio. Un artículo bastante más largo de lo que creo recomendable y bastante expesito por momentos ;-)[/quote]

    De nada, los tochos sobre juegos interesantes son mucho menos tochos jejej

    Estoy salivando imaginándome un finde entero viciado a este… Voy a tener que clonarme, porque con COD 4 online estoy tan viciado – o casi – como estuve con el PES jarl

  2. Creo que el juego es una de las mejores ambientaciones del futuro que he visto jamás, quitando stars wars… es una opinión personal.
    Definitivamente tenéis que llegar al final del juego, da un vuelco la historia como pocos recuerdo.
    Es cierto que la carga de las texturas no es ninguna maravilla, pero creo que teniendo en cuenta las limitaciones técnicas que MS impone a BioWare (en cuanto a que no se puede instalar en el HD y tiene que ser todo desde el DVD) es lo menos que se podía esperar, pues las texturas son demasiado grandes para cargarlas desde el lector.

    En mi consola no me ha dado demasiados tirones, pero también es cierto que a mi me gustaba jugar táctico y menos “cuerpo a cuerpo”, lo que le da una dimensión distinta al juego.
    En definitiva creo que dejarlo en “compralo” me sabe a poco, aun teniendo en cuenta los problemas de FrameRate que pueda tener en determinados momentos.
    A cualquiera que le gusten los RPG debería ser un “imprescindible”, bajo mi humilde opinión.
    Un saludo a todos!

  3. Estoy practicamente de acuerdo con todo lo dicho, si bien creo que se exagera un poco en el aspecto ralentizaciones (se producen, pero no hay que ser tan alarmistas :P).

    Pero me gustaría añadir un defecto más: los diálogos. A la hora de escoger que opcion de “dialogo” quieres optar, no se si fruto de la traducción o de la simplicidad del resumen, a veces es muy complicado lograr que el personaje diga lo que pretendes. Me explicaré mejor…

    cuando, dada un situación, tu personaje tiene varias opciones de diaolog posible, en vez de mostrarte las posibles frases que dirá, el juego te da a elegir con una especie de “resumen” o concepto de lo que quiere decir el personaje. Pero se pueden dar caso como este:

    OPCION A) No creo que sea lo correcto.
    OPCION B) Cuenta con mi apoyo
    OPCION C) Estoy de acuerdo contigo

    y luego pasan cosas como…

    OPCION A) Jamás permitiré algo así (y se empiezan a dar de palos)
    OPCION B) Creo que lo que dices es interesante, pero deberías tener en cuenta que Saren bla bla bla… (y pierdes un posible aliado por marica xD)

    OPCION C) Cuenta con nosotros para ello. Me dirigiré a XXXXXXX y haré cuanto pueda por tu causa (y se abre una nueva misión)

    Vamos, que a veces es un poco lotería que tu pj haga lo que quieras :PPPPPP

    Por lo demás, el juego es una pasada! ^_^

  4. Yo lo tengo y quiero decir que es lo mejor que he jugado en mucho, mucho tiempo; que lo del motor grafico es cierto, pero creo que le dais algo más de importancia de la que tiene(aunque sea verdad)y que el sistema de combate me está gustando bastante(me lo tomo como una mezcla de rol por turnos japo y el estilo de occidental de oviblion y así voy eligiendo los talentos según veo). Para terminar quiero daros la razón en un punto, para mí fundamental en un juego de estas carácterísticas: la sensación de inmersión; posiblemente una de las mayores que jamás se hayan conseguido en un videojuego.

    PD: Del argumento no digo nada por que no me lo he pasado todavía, pero tiene buena pinta 😉

    PPD:Esperaba con ganas ver que deciais de este juegoy la verdad, no me habeis defraudado, aunque un “imprescindible”, no le hubiera ido mal 🙂

  5. Ah, y la falta de doblaje imperdonable,este juego doblado habría ganado aún más enteros. Si al final va a ser una trilogía espero que en el próximo juego pulan los fallos del motor gráfico y lo traigan doblado; puede ser tremendo!!!

  6. Lo que tiene que hacer Bioware es no perder el tiempo creando un motor gráfico tan malo que no se lo va a poder vender a nadie y usar ese tiempo para otros menesteres y el dinero que se lo gasten en un motor decente.

  7. Gracias por el analisis …
    Me tome un rato largo para leerlo ayer antes de dormir , y… si ! aguante todo , y me reserve el comentario para hoy ya que estaba con la vista ya medio muerta …
    Gran analisis , sobretodo lo que se merecia un juego de este tipo que no se puede explicar en 1 parrafo , ni 2 … ni 3 …
    salu2

  8. Pingback: [El Diablo está en los detalles] Tráiler de fin de año de Devil May Cry 4 | Akihabara Blues

  9. Pingback: [Punto pelota] Akihabara Blues elige a los mejores del 2007 | Akihabara Blues

  10. increíble, echar mano de vuestros análisis ante la duda sobre si adquirir un título resulta una práctica realmente eficaz, como que me lo voy a comprar, aunque más adelante, porque se me atragantan todos los juegos navideños y compaginarlo con el colegio y los estudios es una tarea imposible.
    Gracias chicos, extenso, pero certero

  11. Yo me lo pasé ayer, y coincido UN JUEGAZO COMO LA COPA DE UN PINO, de esos que te hacen levantarte del tiron por la mañana para echarle 20 minutillos antes de ir a la ofi, fallos gráficos.. SI, bastantes…. ralentizaciones….. SI otras pocas…. pero con todo y eso le da 20 patadas a HALO3 que es mucho mas solido (a 420p claro ;p).

    El mejor juego que ha pasado por mi Xbox 360. En breve mi replica en mi blog :p

  12. Para mí es un IMPRESCINDIBLE en la 360.

    Aunque para mí tiene un fallo de diseño increíble: las misiones secundarias. Absurdamente repetitivas, aburridas, tediosas y aún encima que puedes tardar en conseguir, y que nunca valen para nada (ni para darte más información acerca del universo de Mass Effect).

    Todo lo demás es perfecto: la trama principal, los personajes, el universo, las razas, la Ciudadela, el sistema de juego, las misiones principales… Quizás se le puedan echar en cara las caídas de framerate que tiene en ciertas ocasiones, pero no molestas excesivamente en la jugabilidad.

  13. Para mi es un IMPRESCINDIBLE contiene un nivel grafico aceptable con realizacion de escenarios muy bien realizado, escelente diseño de personajes rasgos fisicos y facsiones, su modo de combate bueno aunque faltaria un poco mas de ampliacion en sus rutas ya que son muy lineales siempre con un camino preestablecido, los textos regular ya que pierdes tiempo leyendo en ves de observar la calidad grafica del juego,ademas hay conversaciones muy rapidas las cuales no terminas de leer y quedan incompletas y debes hacerte una idea en que terminaba. Otro tema es de los minijuegos de apertura de puertas y otros los cuales tienen muy poco tiempo de respuesta ya que si no te sabes el control de tu xbox de memoria no podras resolverlos a que pagues para desbloquer algunas puertas.en lo que a relentizacion se refiere todo va en tu consola ya que hay algunas que dan mas problemas que otras dependiendo la marca de tu lector .En general un buen juego paradisfrutar tranquilo en tu hogar ya que es mas una pelicula jugable que un juego rpg en si.
    De todas maneras recomendable tener en tu coleccion personal.

Deja un comentario