Artículo: Reflexiones sobre Letras y Mandos

Durante este año y muy probablemente el próximo estaré obligado a gastar una gran parte de mi tiempo viajando en transporte público. Este tiempo, que en otro caso podría considerarse tiempo perdido para mí no lo es en absoluto, sino que aprovecho las enormes distancias que separan mi tierra natal, Extremadura, de mi tierra de acogida y labor, Madrid, para devorar libros.

The Walking Dead

Drama y aventura en The Walking Dead

Aprovechando un atasco provocado por la vuelta del puente de Todos los Santos a Madrid terminé, con ansía y con el corazón en un puño, la obra de Cormac McCarthy merecedora del premio Pulitzer La Carretera. Aún, dos días después, sigo pensando en ella, sus esquinas y esquirlas afiladas como cuchillas y ennegrecidas con la ceniza y el óxido de los paisajes que describe el norteamericano siguen clavadas en mi mente. Entre toda el marasmo de pensamientos que asolan mi mente asomó uno, quizás trivial, pero al que le siguieron otros que desarrollaron una idea, este libro sería un estupendo videojuego.

Estamos acostumbrados en la Industria del Videojuego a que las adaptaciones de otros medios se realicen del cine al videojuego con nefastos resultados. Pocos son los títulos que han sabido pasar con gracia y estilo de un medio a otro y los que lo han hecho lo han conseguido a través de la desnudez. Es decir, despojándose de todo aquello que los hacía cine para convertirse en videojuego, como por ejemplo la saga de Telltalle Games, The Walking Dead. Estas historias tienen cabida en los videojuegos por una sencilla razón, son populares, y como tal, deciden ahondar en su éxito a través de la propagación de su mensaje y marca en todos los medios posibles. Este hecho está claro, en palabras profanas, aprovechar el tirón para conseguir el máximo dinero posible.

Hasta aquí estamos todos de acuerdo, las adaptaciones a videojuego de otros medios han seguido una senda, el camino de la rentabilidad. Sin embargo han apuntado a un punto o elemento realmente interesante, la búsqueda de inspiración para crear Videojuegos en medios ajenos a él. Conseguir historias de otros medios y adaptarlas a un mando. El factor que no ha funcionado es el de la adaptación. Ahora bien, movamos toda esta estructura a la literatura, busquemos la inspiración en los libros.

Quizás esta búsqueda de historias en las letras debe ser un paso obligatorio para la madurez del Videojuego debido a la sencilla razón de que beberá de un medio de difusión cultural que cuenta con más de tres mil años a sus espaldas. Dentro de la Literatura todos los temas universales están ya explorados y trabajados y esto ofrece una poderosa ventaja para la creación de historias. No será necesario recalcar, remarcar y volver sobre los pasos de las mismas historias, héroe salva al mundo, tan manida en los Videojuegos y afortunadamente cada vez más pasada de moda, sino que aquí el guionista del videojuego sabrá y encontrará si busca inspiración una gran variedad de temas y personajes para la creación de cualquier videojuego de cualquier género.

The Evil Within

The Evil Within, los Survival Horror nipones tienen esperanza

Buscando ejemplos y recurriendo a las últimas obras que han sido leídas por el autor de este breve texto se nos ocurren muchas propuestas como por ejemplo una aventura gráfica protagonizada por Alicia Gould, la protagonista de Los Renglones Torcidos de Dios de Torcuato Luca de Tena. Cualquiera que haya leído esta obra podrá reconocer en ella un potencial realmente increíble. La propia obra que encabezaba este texto y servía de inspiración puede ser un recurso realmente bueno para la creación de un título de género Survival Horror, aventura o incluso de estrategia, ya que el mundo que genera McCarthy es tan rico e inexplorado debido a la parquedad en los detalles que ofrece que abre un sinfín de posibilidades. Dentro de estos dos ejemplos existen un sinfín de motivos y temas para los argumentos y los personajes, la locura, la supervivencia, el amor, la amistad, etc., se encuentran representados en los dos ejemplos y podrían ser trasladados con mayor o menor éxito a un videojuego.

Sin embargo estos proyectos no brillan con luz propia y son pocos los valientes que encaminan sus pasos hacia juegos más literarios o que encuentran su inspiración en las letras. Creemos, desde aquí, que el motivo es más que evidente, el desconocimiento de las obras para el gran público que harían más difícil su acercamiento a ellas, pero tampoco hay que olvidar que aquellos trabajos que han buscado su inspiración y su modelo en obras literarias han conseguido un éxito y un estatus de juego de culto como por ejemplo Planescape Torment, título con unas resonancias y temáticas más cercanas a las letras que a los videojuegos. Por lo tanto la clave no es tanto el que sino el cómo se adaptan estas obras a los videojuegos, incidiendo en las formas o en el fondo.

Deja un comentario