Crónica de una muerte anunciada

Patatas fritas, cafeína en vena para aguantar hasta horas intempestivas y mucha, mucha ilusión. El E3 de cada año es la noche de reyes particular de cada gamer, y este, en particular, era la gran final de la noche de reyes. Ya habían salido varias personalidades augurando un desastre total. Desde hace tiempo el clima consolero no es muy bueno… Políticas abusivas, sobrexplotación de sagas, DLC’s por doquier… Muchas cosas estaban en juego… ¿Por dónde empezar?

La conferencia de Microsoft  no despertaba ningún hype en mí al ser una plataforma que no poseo. Aún así, con el olorcillo a nextgen ya en el ambiente, y teniendo en cuenta que, como dicen, la esperanza es lo último que se pierde, esperaba alguna sorpresa acerca de Xbox 720. Mis (bajas) expectativas no se cumplieron, y al no esperar nada, no puedo decir que tampoco me decepcionase, pero me quedó un regusto malo en la boca, como cuando comes demasiado de algo, y ese algo eran tiros. Shooters por doquier. Cada cuál tiene su género predilecto y está claro que este se ha llevado la palma en esta generación, pero para mí, lo poco gusta, y lo mucho cansa. “De todos modos” -me digo- “era algo que ya se sabía; Halo y Gears of War son las sagas estrella de este hardware, a fin de cuentas…”

Halo 4

Halo 4, estrella de la conferencia de Microsoft

Turno de Electronic Arts, de la que tampoco espero nada. Battlefield 3 anuncia más DLC’s, que es “lo que pide la gente”. Dead Space, Medal of Honor, Crysis, disparos, disparos, disparos. Sumamos a eso los sempiternos juegos de deportes y pasamos otra conferencia de la que no espero nada y por tanto no me decepciona. Pero vuelvo a salir con regusto a casquillos y pólvora. Ugh.

Ya con los nervios en el estómago y dispuesta a aguantar, aunque sea con palillos en los ojos, para ver a Sony, llegamos a la conferencia de Ubisoft. Rayman Origins me enamoró completamente y su secuela, Rayman Legends, era uno de los primeros títulos que me hypeaban. Tras FarCry y Splinter Cell, llegamos al momentazo. Y ahí me pongo mala por primera vez. Ahí está uno de los juegos que más me ilusionaban, destrozado, en mi opinión, por un control táctil absurdo e innecesario. Tal y como me temía. El tabletomando que mete controles con calzador solo porque tiene una pantalla táctil. Bueno, esperemos que sea multiplataforma… Pasamos Assassin’s Creed III, juego que llama mi atención pero que considero perteneciente a una saga también un poco sobreexplotada. Ahora a echar una partidita para hacer tiempo hasta la conferencia de Sony.

Estoy segura de que yo no era la única que aguardaba con su Vita en la mano y el corazón en un puño esperando, y lo más importante, confiando en que Sony subiría al escenario, sonreiría, se disculparía por haber dejado desatendida a su niña pequeña y nos obsequiaría con buenos anuncios de software. Empezamos con el anuncio de All Stars Battle Royale para Vita. Era obvio. Yo lo que quiero son exclusivas y no versiones clónicas de la sobremesa, pero bueno… Pretende ser un AAA y eso es bueno, supongo. Seamos optimistas. Beyond: Two Souls me deja literalmente acojonada con el realismo de sus animaciones faciales. Genial pinta. Blablabla, PSNetwork, blablabla, PSPlus… Llegamos a una de mis esperanzas. Juegos de PSX en PS Vita. Otra cosa que era bastante obvia. Confuso anuncio que hace que me dé un ataque de histeria (y genere una mini reacción en cadena en twitter) al no dejar nada claro que vayan a servir los ya comprados en la Store. Pero la cosa parece aclararse. Por fin podré disfrutar de las joyitas clásicas en la Vita.

Con esta pequeña alegría, sigo expectante esperando los nuevos juegos para Vita. Enseñan el Assassin’s Creed filtrado hace días y… un Call of Duty. Y pasan a hablar de una plataforma de juegos también en smartphones. Será que le han destinado a Vita el final de la conferencia… Tras eternos eones presentando un juego del mago gafotas (momento wadafak del E3 que prefiero olvidar) llega God of War, y con The Last of Us… Se acaba la conferencia. Mi cara de subnormal debió de ser épica. ¿Y Vita? Muchos más jugadores poseedores de la portátil se suman a mi incredulidad. ¿Esto qué es? ¿Y los juegos? Una conferencia próximamente… El momento de Vita era HOY. Con la prensa mundial mirando. Con los jugadores en vela a las 4 de la mañana… Y sin haber enseñado nada, ¿quién se cree que soltarán todo en ese evento con lo que a Sony le gusta vender logos? Nadie. Primer gran revés del E3.

Beyond: Two Souls

Beyond Two Souls, de lo poco excitante de este E3 2012

Para colmo, se juntan a esto los rumores de una nueva revisión de 3DS con el (puñetero) (asqueroso) dichoso botón deslizante pro. Revisión que implicaría que los juegos comenzasen a hacer uso del segundo stick y que supondría empujar a muchos dueños de la portátil a pasar por el aro si quisieran seguir jugando sin tener que recurrir al periférico transformer gigantesco. Rumores que son “desmentidos” por Nintendo, tal y como hicieran hace 2 años en octubre de 2010, teniendo la desfachatez de presentar a los dos días la revisión que habían negado. Desde luego, la cosa promete. A las 5 de la mañana, con la sensación de haber perdido el tiempo y con un sentimiento de abatimiento y tristeza que jamás pensé que me produciría my hobby más querido, me voy a la cama.

Día nuevo, y llega la conferencia de Nintendo. Conferencia que era la que más esperaba este E3 2012. Conferencia sobre la que prefiero hacer como que no ha tenido lugar. Me toca las narices la manía que se tiene de meter con calzador controles para aprovechar todas las (tonterías) bondades de las consolas. Si tiene pantalla táctil, acelerómetro, giroscopio, cámara, micro y tostadora, tienes que jugar al PacMan con las manos en la tele, mientras saltas, das vueltas haciendo el pino y cantas el opening de Pokémon. ¿POR QUÉ? Me temía que al igual que pasó con muchos juegos de Wii, esta iba a ser la principal característica de su sucesora. Sin embargo en el Nintendo Direct presentaron el (Xbox) pad diciendo, literalmente, que no querían obligar a usar un control forzoso en los juegos thirds. Decisión que aplaudí y que renovó un poco mi esperanza. Pero poco. Menos mal…

A escasos minutos de la conferencia, vuelve a darme un arrebato de esperanza. El E3 ha sido decepcionante y ojalá Nintendo pueda subir el listón un poco. Contando los segundos para que acabe la clase, bajo volando a la cafetería para pillar internet, y ante el asombro de algunos, me planto con mis altavoces incluídos para tragarme de principio a fin el momento que más esperaba desde hace meses. La cosa empieza bien con Pikmin 3, confirmado desde hace tiempo. Sube Reggie al escenario… Las bromas de “my body is ready” y el cachondeo empiezan entre mis colegas. Ambiente festivo que va dejando paso paulatinamente al estupor más absoluto. Repitiendo mucho Nintendo Direct enseñan la plaza donde dibujar (penes) cosas para tus amigos y enviar mensajitos. Seguimos con un desconcertante ratazo dedicado a Batman AC, un third que lleva ya meses en el resto de consolas de la lastgen. ¿De verdad esta es la publicidad de WiiU? Scribblenauts, más multi de esta generación, New (¿NEW? ¿EN SERIO?) Super Mario Bros WiiU, WiiFit U, remontamos un poco con Lego City Undercover y ZombiU y terminamos con… (Nintendo Marina D’Or) Nintendo Land. Y a 3DS la dejamos para un evento de madrugada, de presentación de software (Dios, haz que sea solo software).

Nintendo Land

¡Nintendo Land es felicidad!

¿Dónde está el reencuentro con los hardcores que prometió Nintendo? ¿Dónde está ese rechazo a las tonterías innecesarias? ¿Dónde está el abrumador lineup que nos iba a dejar con los ojos como platos? ¿Dónde está la demostración de que realmente vaya a ser una consola nextgen y no vaya a quedarse para choped en dos años?

Si has llegado hasta aquí, a pesar del tocho bíblico, la intención de este post no es hacer un resumen del E3 (pues te lo podías haber ahorrado, petarda)

Tras reflexionar sobre todo lo visto, si tuviese que describir mi sensación acerca del panorama consolero ahora mismo con una palabra, sería, sin duda, “tristeza”. ¿Qué ha sido de las consolas? ¿De dónde venimos para que esto haya terminado así?

No soy la primera ni seré la última que habla sobre la muerte de estas. Muchas personas vaticinan que el futuro es un PC, y a pesar de que yo defiendo las exclusividades de las sobremesa y las portátiles, cada vez siento menos apego por estas plataformas. Creo que este E3 no ha sido simplemente un bluff para recordar como algo malo y ya está. Creo que es un mensaje claro de que tenemos un problema que empieza a hacerse grande.

¿Quién o qué se está cargando las consolas? Cada uno tendrá una opinión. Yo la mía la tengo bastante clara.

Black Ops 2

Call of Duty Black Ops 2 venderá lo que no está en los escritos

La innovación es una palabra que se ha quedado antigua. El dinero lo mueven las grandes sagas sobreexplotadas, repetitivas y que viven de los DLC’s y el multijugador. Creo que una gran lacra de esta generación es la enorme recurrencia que se tiene con los shooter. Aventuras, plataformas, puzzles… ¿Qué ha sido de esos géneros? El 70% del E3 han sido disparos. Hordas de jugadores en masa acuden cada vez que se presenta un nuevo Battlefield, Call of Duty o similar a reservarlo, y hasta baten récords. ¿Qué compañía se va a molestar en intentar algo nuevo cuando no saben ni por dónde le entran los billetes? Si algo funciona, no lo toques. Y el negocio que se han montado con los FPS tiene consumidores que devoran literalmente todo lo que les pongan a tiro sin pararse a cuestionar la calidad. ¿Es el shooter un género que vale menos que el resto? ¿Habría que eliminarlo? Absolutamente no. Pero por favor, pongamos unos estándares de calidad. No seamos las putillas de las empresas, que tragan con todo lo que les plantan y sueltan el fajo de billetes cada año. Lo triste es que otros géneros y sagas en algunas compañías apuntan maneras a seguir por el mismo camino. Un camino en el que lo que vende es un nombre, y no un contenido.

Es muy triste ver los mismos juegos año tras año vendiéndose como churros en las estanterías de las tiendas a 60€ mientras las apuestas realmente novedosas, auténticas maravillas que se arriesgan e intentan conseguir algo nuevo están a nuestra disposición desde un precio irrisorio como es un centavo de dólar. ¿Qué está pasando? ¿Por qué no se extrapola esto a las consolas? Se ha visto que funciona bien, el resto de géneros, bien trabajados y con mimo, mueven mucho dinero y grandes críticas. ¿Es que no se merecen estos juegos estar en una tarima siendo observados por la prensa mundial más de lo que se merecen los refritos sacacuartos? ¿Por qué premiamos la dejadez y no el esfuerzo?

Las políticas cada vez son mas abusivas, las consolas se olvidan del jugador que creció en medio de la que la carrera que no era por tocar el techo gráfico, sino por sorprender. Se olvidan del jugador que se pensaba seriamente en qué invertir sus 15.000 pesetas, y de que la manera de ganarse a ese jugador era hacer un esfuerzo, buscar exprimir al máximo las posibilidades del videojuego y tratar de ofrecer un producto innovador, variado y de gran calidad. Y si eras el depositario de su confianza y le decepcionabas… El dinero no estaba para regalarlo a los que vivían del cuento, y habías perdido, seguramente, un cliente durante muchos años, a no ser que te lo currases para resarcirte. ¿Dónde ha quedado eso?

Watch Dogs

Watch Dogs, la gran sopresa del E3 2012

El jugador fiel, el de toda la vida, ha sido olvidado. Las empresas se giran hacia la gente que les da el dinero, sin importarles si realmente les gustan o no los videojuegos. ¿Casuals? Hagamos controles pensados en atraer a las masas en general, sin pensar en el jugador tradicional. Metamos funcionalidades hasta en la sopa, y hagamos que las uses todas, y si es a la vez mejor. ¿Lo mío es mejor? No. Lo mío tiene más cosas. ¿Comerrefritos? Qué mas da. Enfocan sus desarrollos al camino fácil, en el que haciendo apenas esfuerzo entra el dinero a raudales. Y en todo este ambiente de sobreexplotación y crisis creativa, siempre están las excepciones, por supuesto. Pero no creo que sean suficientes.

Yo, consolera declarada desde siempre, creo que este E3 ha sido un punto de inflexión en la trayectoria de las consolas. Creo que vamos cuesta abajo y sin frenos. Creo que es una plataforma que, como no corrija su rumbo, está destinada a acabar mal. Quizá sea la enorme decepción que me ha supuesto. Igual estoy pecando de pesimista, pero creo que este año hemos presenciado la crónica de una muerte anunciada.

  1. El gran desastre vivido en este E3 no es más que la consecuencia del fenómeno Wii (y el ansia de las demás compañías por plagiarlo) y la política de explotación medieval de sagas que podemos ejemplificar perfectamente con Activision y Call of Duty (que recordemos, lleva cosa de 4 juegos sin cambiar de motor gráfico).

    Personalmente no tenía grandes expectativas puestas en la feria este año, de hecho la he seguido de una forma muy distante y desinteresada, pero aún así me ha decepcionado soberanamente (con contadas excepciones como la conferencia de Ubisoft, quién lo diría). Lo dicho antes junto con la moda cada vez más común de soltar los bombazos antes del E3, o filtrarlos (venga ya, ¿alguien cree que la mayoría de “filtraciones” no son totalmente intencionadas?) o directamente montarte tu propio evento para follártelo como te dé la gana están matando al E3 tal y como lo conocemos, o como queremos que sea.

  2. El problema es que los jugadores más tradicionales ya no somos mayoría y además tenemos gustos muy heterogéneos . Al fin y al cabo, las compañías son empresas y lo que les importa de verdad es la cuenta de resultados que tienen que presentar anualmente a sus accionistas.

    ¿Cuanto vendió COD? ¿Cuanto vendió Battlefield? ¿Medal of Honor? (que la mayoría reciclan todo el apartado técnico en varias entregas)
    y ¿Cuanto a vendido Catherine? ¿Risen 2? ¿Kingdoms of Amalur?

    Desgraciadamente, el refugio del jugador hardcore acabará siendo el crowdfunding.

  3. Hay quien aún no hace mucho dijo que el E3 no era necesario y que la próxima sería la última generación de consolas… pues bien… a día de hoy así deberìa ser. Este E3 2012 está siendo más que un escaparate de novedades, no sé si una obligación, un acuerdo entre compañías de hardware o ambas, dudo que haya satisfecho a alguien.

    • Es totalmente lo que esperaba. Una cosa es desear algo diferente, pero este mercado pide, como dice baronet, CODs, Nintendolands y Battlefields y es justamente lo que se le está dando.

      Debería más extrañarnos ver cosas como Beyond o Watch Dogs que no ver consolas de nueva generación.

      Usher y Florida pegan aquí. Xbox 720 y PS4 no.

      ¿Y nosotros? Cada vez menos.

      • No estoy de acuerdo, este E3 no es lo que se esperaba ni de coña.
        El “ambiente” que habia, la “idea” que tenía la mayoria de la gente era de que ya iban a anunciar “algo”… pero es que ni han bajado precios, ni han anunciado rediseños, Ps3 se puede permitir otro rediseño perfectamente, hasta le conviene… pero al final nada de nada. Pragmaticamente, la única razón de ser de ese E3, de lo que se espera de un E3, ha sido WiiU y cuatro títulos, nada más.

        Y sí, la gente espera esos juegos, pero tambien pueden salir en otras plataformas más evolucionadas, estas ya ofrecen lo mismo una y otra vez (hay muy poca evolución y eso cuando la hay) y las nuevas IPs mayoritariamente se estrenan y nacen normalmente en nuevas consolas por cuestiones lógicas, por esto extrañan esas nuevas anunciadas para 360 y Ps3.

        El mercado pide esos títulos que mencionas, pero son los fabricantes de hardware los que los mantienen en la generación actual a costa de repetirse y desgastar las franquicias. Una nueva generación no la marcan las ventas de software, al final de cada generación siempre se vende muchos juegos, la marcan las ventas de hardware (estancado) y el “tope” de éste (“tope” que ya hemos visto).

      • Lo siento, pero por más que uno diga, Usher y Florida no pintan un carajo, como la mitad de los famosos de la gala Game Awards de Spike TV pintaban algo allí.

  4. Muy pocos puntos tengo que poner en principio a las “ies” de la señorita Nao en su reflexión. Digo en principio, porque a día de hoy, sigo sin haber visto 4 de las 5 conferencias…

    Artículo desde las entrañas. ¡Felicidades!

  5. Creo que el articulo en su primer punto es pesimista, yo tambien guardaba esperanzas en este E3, esperaba ver a Microsoft presentando su nuevo Hardware al igual que con Sony, y la de Nintendo era la que mas esperaba, tal vez entre mi frustracion lanzaba mas de un comentario que podrian tildar de Xboxer o Chonier, pero sinceramente en el fondo, sabia que esto iba a pasar, este E3 fue la lapida de Xbox 360 y PS3, cada compañia busca terminar de manera correcta el ciclo de su sistema en este dificilillo mundo de los videojuegos, yo se que lo que voy a escribir les va a parecer una idiotez, mas que nada por las sensaciones aun tibias de lo que fueron las conferencias este año, pero creo que si este fue un E3 patetico, el E3 2013 va a ser el mas grande visto en años y no gracias a Nintendo, las nuevas maquinas se aproximan y es un hecho que sera el E3 2013 el campo perfecto para la batalla entre Sony y Microsoft, lo de Nintendo simplemente no tiene nombre, ya lo habia comentado aqui, semajante lastre de conferencia sobre todo teniendo como abanderado el primer sistema (dizque) de nueva generacion, es en un primer punto, ya lo que se comenta en el articulo no lo discuto, conozco a mas de un indignado por este E3 que tiene reservado el Black Ops 2 y esta haciendose pajas pensando en los “nuevos” Killstreaks.

    • El verdadero E3 es el que estamos viendo: fiestas, despilfarro, mega stands… el problema es que lo están rellenando con cosas diferentes a las que estamos acostumbrados. La siguiente pregunta es ¿Hace falta tanto jaleo para vender lo que la gente compra?

      • ¿Con “cosas”? Yo creo que no, ya no es solo que no nos gusten lo que enseñan, es que realmente no han enseñado nada que no conociésemos ya. La nueva IP de Ubisoft es lo único que me ha resultado interesante.

        En mi opinión el problema no es que solo saquen shooters, sino que ya sabíamos mucho de todos esos juegos y nos han enseñado 10 minutos más de ingame que no necesitan una feria para tener difusión. Antes un E3 significaba bombazos asegurados: el anuncio de una entrega nueva de una saga de peso del que todavía no se había dicho nada, una bofetada de Microsoft a Sony en forma de exclusividad y etc.

  6. Pingback: Segúndo día en el Diario de un blogger en el E3 2012

  7. Naochan, por más que te empeñes, la futura revisión que hagan de 3DS, si no lleva el segundo stick, será como pegarse un tiro en el pie por parte de Nintendo. Desde el dia en que sacaron el accesorio Nintendo ya estaba advirtiendo en tu cara, que por más que actualmente no sea necesario, no quedaba otra más que implementarlo para que las Third Parties no tuvieran que ingeniárselas para especificar un control adecuado, tras lo vivido con PSP, por más pantalla táctil que tenga 3DS.

    Tarde o temprano esa 3DS acabará cayendo, y cae una revisión sin el mismo, aunque Nintendo sabe que debería, será un gran error.

    Por lo demás, buen artículo, aunque se habría agradecido que te hubieses parado un poco con Ubisoft, que como hemos concluido todos, es la única ganadora del E3.

  8. Esto daría para una encuesta sobre lo que nos ha gustado o no este E3 y ver la sensación negativa con la que nos hemos quedado unos cuantos.

  9. Yo de verdad… si os soy sincero… me ha parecido mejor que el del año pasado -quitando el cachondeito de Nintendo-

    No, no estoy borracho.

  10. Me parece que, gracias a la difusión directa que permiten las redes sociales y los canales de internet (YouTube, principalmente), juntarse todas las grandes para darse a conocer al mundo ya no tiene sentido.

    Creo que cada vez veremos más ferias a nivel local, como el GameLab, donde se intente reactivar la industria desde sus bases y territorios, y por otro lado las grandes compañias (SONY, Nintendo) pero también los desarrolladores y distribuidores, se montarán sus propias fiestas y eventos privados para dar a conocer sus novedades sin la presión de saber que el rival te puede robar el foco.

    En estas pachangas multitudinarias como el E3, se nota un pacto de no-agresión entre las grandes. Creo que las montan para tomarse unos dias de ver a los amigos, comer bien y ver cuatro partidos de la NBA en el Staples Center xDD

    Y sobre la decepción de no ver una PS4 o una XBOX720… He llegado a la conclusión de que llevo jugando con el PC como plataforma más de 20 años. Y gracias a su naturaleza abierta y en constante crecimiento, puedo recuperar los clasicos de MS-DOs como permitirme viciar al CRYSIS 3 -cuando salga- a Full Res que a mi Workstation HP no le tose casi nadie.

    ¿Conclusión? Seguiré usando las consolas como lo que eran la Gameboy y la Megadrive para mi en su dia, puro escapismo arcade, con la salvedad de que aprovecho la PS3 para ver Blu-Rays en mi reproductor.

    Mientras tenga pasta para actualizar el PC, me da igual que Sony se haga la picha un lio o que la Wii U sea para nenes. Soy como el abuelito que escucha sus discos de vinilo de 45 rpm viejos por que no entiende esta moda escandalosa de los CeDeses y los Walkmanes xD Ya me va bien.

    • EDIT: ” […] con la salvedad de que aprovecho la PS3 para ver Blu-Rays en mi reproductor.”

      Quise decir “ver Blurays en mi PROYECTOR” u_u Que uno vive la vida a lo Patrick Bateman, bitch! xDDD

Deja un comentario