Dafne, primer vistazo al juego de VR de Carlos Coronado

¿Hacia dónde van los Videojuegos? Es complicado saberlo, cuando las ventas las copan Triples A producidos por empresas que, por regla general arriesgan más bien poco, mientras la resistencia de los Juegos Indies se va adueñando, aparentemente, de la Larga Cola.

Probando Dafne, de Carlos Coronado 4

Lo que para mi es evidente es que la Realidad Virtual ha abierto una ventana a una nueva dimensión en la que se juega con otras reglas. Hoy, en el estudio Here Comes The Sound de Barcelona, en el que normalmente grabamos (o grabábamos) los AKB Live, he tenido la oportunidad de debatir largo y tendido sobre la VR con Carlos Coronado, responsable de MIND: Path to Thalamus, sobre su proyecto actual, que de momento se conoce como Dafne y que está siendo desarrollado para la plataforma low cost Samsung Gear VR. En la sesión también han participado Jordi Tudela, corresponsal/trotamundos de esta casa, Gina Zero e Inakei.

El proyecto de Dafne, a pesar de estar siendo creado por Carlos casi en su totalidad, cuenta con la colaboración a nivel de diseño y guión de Cristina Pérez, que por cierto es compañera de Tenzin en Zona Red. Como no tengo totalmente claro qué puedo explicar y qué no sobre lo que hemos estado discutiendo, iré sobre seguro quedándome, seguramente, corto intentando no entrar en spoilers. Eso sí, espero que en breve pueda compartir por aquí el vídeo que hemos grabado de la charla, que incluirá mucha más información sobre el título de la propia boca de Carlos.

Dafne será un juego eminentemente contemplativo, que, más allá de los puzzles que propone, recompensa la curiosidad del jugador que explora los escenarios, premiándole con retazos de la historia, retazos que, de otra forma, permanecerían escondidos, no siendo vitales per se para poder completar los niveles. Para recorrer los escenarios se usa un novedoso sistema de control, basado en apuntar usando nuestra propia cabeza, que resulta ser intuitivo y que además consigue que el jugador no se maree, uno de los principales problemas potenciales de jugar usando un dispositivo de Realidad Virtual. Gina lo ha probado durante hora y media y no ha tenido problemas en ese sentido.

También puedo revelar, sin miedo a amanecer con la cabeza de un caballo, que el nombre actual, Dafne, se refiere a la protagonista del juego, un juego que lleva apenas 2 meses de desarrollo y que está muy cercano a estar finalizado, aunque Carlos no se ha atrevido a dar una fecha estimada de lanzamiento. Y hasta aquí puedo hablar permaneciendo en la zona de confort y honrando la confianza de su responsable al mostrar Dafne en su versión actual.

Me gustaría destacar que la sesión de juego la hemos realizado con un Samsung Gear VR, usando un Samsung S6, y los resultados me han parecido tan impresionantes que te hacen cuestionar si realmente el carísimo Oculus Rift va a ser capaz de multiplicar las sensaciones que la fórmula móvil de Samsung y Oculus ofrece. Sí, a nivel técnico no habrá color y las limitaciones técnicas del Samsung S6 a la hora de mover un videojuego VR son todo un reto para las desarrolladoras, pero la inmersión del Samsung Gear VR me ha parecido tan asombrosa que no me caben dudas que esta fórmula es una gran puerta de entrada para la Realidad Virtual para el usuario medio.

Tengo muchísimas ganas de jugar a Dafne con la calma, sin prisas, y disfrutar de la experiencia que Dafne ofrece. Todo apunta a que Carlos Coronado puede haber conseguido otro caballo ganador, tras MIND, en un tiempo récord. Felicidades, crack.

Deja un comentario