Diario de un blogger en el E3 2012: Día 3

Como de costumbre, el día empieza delante del portátil. Realmente al día le faltan horas y a mi cuerpo le falta energía para poder acudir a todas las citas de un día de E3 y llegar al hotel y conseguir escribir sobre todo lo que se ha visto.

En fin, uno apura tanto el minuto que por poco llego tarde a una cita con Warren Spector, el responsable de la saga Epic Mickey, con el que habían montado una mesa redonda donde poder charlar con él sobre su nuevo juego y la actualidad del sector. La verdad es que la reunión tuvo un tono muy informal y Warren nos aclaró su visión sobre este sector. Nos comentó cosas como que no entiende por qué existe esta fijación en el mundo del videojuego en preocuparse por cómo el usuario pasa una puerta o derrota un Boss, según él lo que hace falta es poner unas bases claras y dejar que sea el jugador quien encuentre su forma de hacer las cosas.

Preguntado por el futuro de la industria fue muy claro al respecto, quien crea saber algo sobre el devenir del sector es un necio, ni Google, ni Apple, ni Facebook,… Nadie sabe más de lo que podemos saber nosotros o un niño de primaria; al fin y al cabo, siempre puede aparecer un chaval en Escandinavia que desde su garaje cree un juego llamado Minecraft y cambie el mundo. Sinceramente, la reunión fue muy instructiva y es, sin duda alguna, una de las cosas más interesantes que he podido hacer en el E3. La pasión y la convicción con la que transmitía sus ideas y la naturalidad con la que nos trató fue muy enriquecedor.

Tras esto, vuelta a la rutina del show floor. Hoy abría con Bethesda donde nos mostraron un vídeo sobre The Elder Scrolls Online mientras uno de los productores del título nos iba contando todos los detalles. La verdad es que nos transmitieron ideas interesantes en un juego que intenta fusionar conceptos clásicos de las campañas para un jugador con el MMO e intentar potenciar que los usuarios se ayuden.

De Dishonored nos mostraron nos formas distintas de encarar una misma situación, jugando la misma demo un par de veces: la primera con un estilo sigiloso y la segunda disparando a todo lo que se moviera. El problema con este título es que para demostrar todas las capacidades del juego, venían con todas las habilidades del protagonista desbloqueadas y claro, si en medio de una batalla puedes parar el tiempo, teletransportarte, poseer a alguien y hacer mil cosas más, el juego no presenta desafío alguno. De todos modos, yo soy de los optimistas: quiero creer que fue un fallo al plantear la demo y querer mostrar mucho y que en el juego final las cosas no serán tan fáciles.

Luego me fui a Activision donde en la zona de prensa servían pizza, patatas fritas de bolsa, refrescos y café. En realidad iba a ver el nuevo Call of Duty pero ya que estás allí y no has comido nada desde el desayuno… Oye, sienta bien. Respecto al juego nos mostraron la demo que cerró la conferencia de Microsoft pero sin saltarse ninguna parte del nivel. La verdad es que el juego sorprende poco, muy en la línea de lo visto hasta ahora. Eso sí, probablemente satisfaga al gran público al que va dirigido.

Tras esto, visitamos Ubisoft, empezando por una demo a puerta cerrada solo para prensa de Watch Dogs en la que nos volvían a mostrar la demo que enseñaron en su conferencia de prensa con algunos comentarios adicionales. Por otro lado, anunciaron una aplicación para tablets donde poder hacer un seguimiento de tus objetivos, registros de misiones, revisar los perfiles de los personajes y ver como hacen las cosas tus amigos que te puede dar pistas sobre cómo encarar ciertas situaciones.

Y, tras esto, vi Splinter Cell Blacklist y Assassin’s Creed III. En ambos casos se hacían pases para prensa y público general (aunque la ventaja de ser prensa es que te evitas las colas) donde mostraban las demos de la conferencia de prensa comentadas por la gente del estudio de desarrollo. Con esto constaté que Ubisoft había venido muy fuerte a la feria, ambos juegos tenían una pinta estupenda (aunque yo quitaría la ejecución que utiliza Sam Fisher, me gusta más el estilo old school). No os podéis imaginar lo largas que eran las colas en las diferentes partes del booth, ya fuese para ver los vídeos o jugar a las distintas demos que había, impresionante.

Al salir de Ubisoft tenía cita en Disney para poder ver más de Epic Mickey 2 y pasó algo que no tenía previsto, me dejaron colgado. Tu llegas al mostrador de recepción del booth, les dices “buenas, tenía una cita aquí en 5 minutos” y muy amablemente me pidieron que me esperara un momento a ver si encontraban a la chica que se ocupa de las relaciones públicas en España. Al no encontrarla, me instaron a esperar a que llegara. Una vez pasados 15 minutos, uno decide que los minutos en un E3 están muy codiciados y, con toda la indignación del mundo, se va a otra parte.

Esta otra parte fue Square Enix, me esperaba para cerrar la feria una de las grandes musas de todo jugador de videojuegos: Lara Croft. Aquí nos mostraron, una vez más, una demo guiada en la que Lara se encontraba en la selva donde buscaba a otros supervivientes. Vimos el sistema en que evolucionará sus habilidades gracias a un menú disponible en su campamento o como deberá recolectar recursos para poder mejorar sus armas. La verdad es que no podía pedir un mejor final de feria, la demo fue espectacular.

Y con esto ya son las cinco de la tarde y anuncian por los altavoces que van a cerrar puertas. El E3 ha terminado y ahora solo queda escribir. Han sido cuatro días inolvidables, llenos de prisas y estrés, días de cansancio, de correr de un sitio a otro, de acabar totalmente saturado y de dolor de piernas. Así que como novato en la feria y como aficionado a los videojuegos solo puedo decir una cosa: cada segundo ha merecido la pena.

Baronet es el administrador del blog Ultima Partida. Durante el E3 2012 ha ejercido de corresponsal de AKB en la que es su primera vez en una de las ferias de videojuegos más importantes del mundo.

Deja un comentario