Nos hemos olvidado del mando de GameCube, y es una lástima

Vamos a comenzar por el principio: me considero un fan acérrimo del mando de GameCube. Suelo acostumbrar a tener conectada a la pequeña televisión de tubo que todavía aguanta en casa una consola clásica -es lo que hay, no caben más en la mesa.

gamecube_controller_by_fu51on-d373efq

Llevo desde febrero con GameCube ahí, aguantando como una campeona. Esta vez no le echo la culpa al catálogo. Los motivos por los que todavía no he desempolvado PSX o Nintendo 64 es porque me estoy enamorando e nuevo del mando de GameCube. Nunca me olvidé de él, ojo, pero por algún motivo no puedo dejar de jugar a F-Zero GX y Viewtiful Joe cuando tengo un rato antes de irme a dormir… y es porque siento una comodidad tremenda con el mando de la consola.

Creo que el mando de Xbox One es mejor que éste, pero ese no es el tema que quiero comentaros, sino que la distribución de los botones de acción del controlador son algo de lo que nos hemos olvidado; es como si Nintendo quisiera seguir agarrada a la cruz de X sobre A y B a la derecha de Y. Esa perpendicularidad no está mal, al fin y al cabo la llevamos viendo desde hace décadas en otros mandos, pero creo que NX debería ser valiente y apostar por esta antigua y nunca repetida configuración.

gamecube_widescreen_by_mrk

El botón A es grande porque es el principal, el que más usamos, pero B es accesible y se siente cómoda, identificable con facilidad al tacto sin necesidad de mirar. ¿Y si Nintendo recuperase este mapeado para su próxima consola? Me gustaría saber qué opináis al respecto, porque a mí me encantaría. Asimismo, si se tirasen a la piscina con un mando evolucionado del de GameCube

  1. A mí lo que mas me gustaba era el octógono que tenía en los bordes de las palancas analógicas, que ayudaban a mantener una posición ….. aunque no lo tengo en la memoria como un gran mando, o nunca le dí tanta importancia …..

  2. Yo lo sigo usando y el tacto de los botones me parecen lo peor … de chino barato a mas no poder (siempre tengo la misma impresión con los acabados y materiales de Nintendo).

    Ergonómicamente correcto (creo que el único que tienen), pero nada especial que destacar. De la cruceta ni hablamos, que me sale espuma.

  3. A mi éste mando nunca me ha gustado. También es verdad que lo he usado muy poco, pero no llegué a acostumbrarme. Lo encontré incómodo desde el minuto uno.

Deja un comentario