Razer nos presenta sus productos en la Dreamhack Valencia 2014

Razer nos invitó a presentarnos sus nuevos productos en la Dreamhack Valencia. Encantados dijimos que sí y durante un buen rato nos presentaron todos sus productos: desde los nuevos hasta los que aún están por llegar.

Alejado del ruido. Lugar perfecto para presentar productos

Alejado del ruido. Lugar perfecto para presentar productos

Tras acreditarme y andar perdido unos minutos por la falta de acierto de la organización de la Dreamhack al indicarme (eso sí, muy amables), vislumbro el recinto que Razer tenía preparado. Para mi grata sorpresa está separado de lo que son las zonas de mayor afluencia de gente, la zona LAN y la Expo. Es decir, un lugar tranquilo donde poder charlar, probar sus productos y ver detenidamente todo lo que hay que ver, sin prisas.

Comenzamos viendo Razer Blade, el nuevo portátil de alta gama de Razer dedicado, como no puede ser de otra forma viniendo de esta marca, al gaming. La primera impresión es su aspecto delgado, sobre todo considerando todo lo que lleva dentro: un i7-4702HQ, GTX 870M con 3GB de memoria de vídeo, 8 GB de memoria principal, SSD para el almacenamiento y una resolución de 3200×1800. Lástima que, a pesar de tener Battlefield 4 y Metro: Last Night instalados para lucir equipo, no pudimos jugarlos al no poderse conectar ni a Origin ni a Steam por problemas con el Wi-fi (si, ya sabéis, las ventajas de la era digital moderna). Aún no se vende en España, pero sí nos pudieron confirmar que en primavera se venderá en Rusia y el próximo mercado será Europa.

Parece ridículo su grosor teniendo en cuenta lo que lleva dentro

Parece ridículo su grosor teniendo en cuenta lo que lleva dentro

Luego pasamos a ver Razer Atrox, el arcade stick de la compañía para Xbox One. Había dos conectados a una Xbox One y pudimos probarlo jugando a Killer Instinct. A pesar de ser un manazas en los juegos de lucha, sí pude apreciar la calidad del producto y por qué los nostálgicos y quienes le dedican muchas horas a este tipo de juegos se decantan por periféricos como Razer Atrox, en este caso a 199,99€. Pero lo que realmente me gustó fue que se podía abrir para modificar la disposición de botones o hasta cambiar la carcasa para así facilitar el trabajo al máximo a los aficionados a los que les gusten personalizar sus productos.

El interior impresiona

El interior impresiona

Después de que Jan Horak, PR Jefe en Europa, me ganara (por poco) a Killer Instinct, pasamos a probar Razer Junglecat, un pad para iPhone 5 y 5s. Jan cogió su iPhone y antes de que me diera cuenta había acoplado su móvil, de forma fácil y vi que totalmente consistente cuando lo probé luego. “¿Sin botones?” le pregunté. “Sin botones”; lo quitó y lo volvió a poner. Pero si bien tenía un aspecto y acabado muy consistente, no me convenció la cruceta con la que contaba. Tuve cierta dificultad para cambiar rápidamente de dirección mientras jugaba, aunque para juegos que no requieran mucha acción si puede ser un estupendo accesorio al precio de 99,99€.

Cómo convertir tu iPhone 5 en una PSP Go

Cómo convertir tu iPhone 5 en una PSP Go

Conforme acabamos me fijé en unos cascos muy coloridos que había expuestos, los Razer Kraken Neon. Jan me explicó que antes solo estaban disponibles en negro y en verde pero que los usuarios los solicitaban en otros colores y les hicieron caso: nueva gama para todos los gustos. Tras probarlos, aunque sin llegar a escucharlos en un videojuego, comencé a notar por qué los míos valen 20€ y estos 69,99€. Me resultó cómodo y ergonómico, sobre todo considerando que tanto micrófono como auriculares se pueden plegar, nuevamente pensando en los jugadores más hardcore y con este tipo de necesidades. Así, en un momento quedaban listos para guardar en cualquier lugar.

En este caso, escuchar al usuario equivale a nueva gama de colores

En este caso, escuchar al usuario equivale a nueva gama de colores

Para el final dejamos lo que desde que entré parecía ser uno de los productos más preciados en la marca: el ratón Razer Ouroboros. Jan lo sacó y, como pasó con Razer Junglecat, empezó a quitar piezas y ponerlas en un momento gracias a su agarre magnético. Cada una de las partes que sacaba del maletín tenía un propósito con el fin de adaptarse a la mano y necesidades de cada jugador. Dado que está dividido en dos, es posible alargar el ratón e incluso alzarlo de la parte trasera para que la mano quede más levantada mediante la rueda que incorpora. Todos los materiales tenían un aspecto muy sólido y las impresiones fueron realmente buenas. También permitía su uso con cable o de forma inalámbrica. Eso sí, el precio de 149,99€ priva a la mayoría de jugadores de hacerse con uno de estos.

Precioso, equipado con todo y en maletín, que no es poco

Precioso, equipado con todo y en maletín, que no es poco

Pudimos comprobar en esta visita que Razer sigue manteniendo un estándar de calidad muy alto en sus productos, la gran mayoría dedicados al gaming. En mi opinión destacan Razer Atrox para Xbox One, el ratón Razer Ouroboros y el portátil Razer Blade, aunque para éste último aún tengamos que esperar un tiempo. Realmente parece que saben lo que hacen y qué buscan de un producto cuando lo diseñan, teniendo en mente el tipo de jugador que lo tendrá en sus manos: fan de los MMOs, FPS, RTS, etc. Por el contrario también es importante destacar que la mayoría de su catálogo, al ser de alta gama, tiene precios bastante elevados.

Deja un comentario