Sound Shapes, un plataformas con la música como protagonista

Por todos es sabido que actualmente la Vita anda bastante escasa de juegos. Por eso más de uno se lleva una alegría cada vez que aparecen juegos como Sound Shapes, desarrollado por Queasy Games. Los que no tengan la Vita pueden disfrutarlo en PS3 sin coste adicional, pues comprando uno te llevas el otro gratis.


Sound Shapes
Se trata de un juego de plataformas de controles muy sencillos en el que se controla una bolita. A parte del stick con el que nos podemos moveremos por el escenario, pegándonos a algunas paredes y techos para tener más posibilidades de desplazamiento, contamos con un botón para saltar y otro para movernos más deprisa y que mientras tengamos pulsado nos impedirá mantenernos en las paredes. Hay algunas pantallas que cambian el control en las que podemos nadar por el agua o montarnos en una pequeña nave espacial, pero son bastante escasas.

El Modo Campaña se divide en 5 álbumes, con gráficos y estilos musicales distintos, que van desde uno similar al LocoRoco a otro que recuerda a Space Invaders. La música de cada uno de estos álbumes está creada por una persona diferente (de distintos estudios de desarrollo) y lo mismo ocurre con la parte gráfica. Podremos jugar al álbum que queramos desde el primer momento. Al principio solo tendremos disponible el primer nivel de cada uno y al completarlos iremos desbloqueando los siguientes.

Sound Shapes
La gracia del juego es cómo combina las plataformas con la música. Los niveles no tienen scroll cuando nos movemos. Al llegar al final de una pantalla se muestra la siguiente. Cada pantalla de un nivel tiene una base sonora y varios objetos (notas musicales, representadas por un círculo) que al recogerlos emiten un sonido que se reproduce de forma distinta en función del tipo que sean, formando así la melodía de esa pantalla. Si no me he enterado mal mientras jugaba, se mantiene el sonido de las últimas tres pantallas que hemos visitado, de modo que la música va variando de forma muy interesante.

He encontrado dos problemas en el modo campaña. Lo he encontrado demasiado corto y demasiado fácil. En poco más de dos horas ya me había pasado todos los álbumes completos. Los niveles son bastante sencillos y al completarlos se nos muestra el tiempo que hemos tardado (hay un ranking online con los tiempos de cada pantalla) y el número de notas que hemos encontrado. Si al menos hubiera notas o caminos ocultos no habría problema con la dificultad, pero salvo en un nivel, que me dejé una nota, en el resto las conseguí todas en el primer intento.

Sound Shapes
Al completar la campaña se desbloquea el Modo Letal. En cada nivel hay que recoger, por contrarreloj, un número determinado de notas que aparecen de forma aleatoria en una única pantalla. El problema de este modo, en mi opinión, es que no depende tanto de nuestra habilidad sino de la suerte. Según dónde aparezcan las notas, puede ser imposible completarlo en el tiempo indicado. Si en la campaña se han pasado de fácil, aquí se han pasado de difícil, pero no por los motivos adecuados.

El punto fuerte del juego se encuentra en su editor de niveles. Es muy fácil de usar, se pueden hacer cosas realmente interesantes y permite subir nuestras creaciones para que el resto de la comunidad pueda probarlos. Al principio no encontré casi ningún nivel interesante de otros jugadores, pero el juego acababa de salir. Esta semana la cosa ya ha cambiado y hay algunos muy buenos, largos y con notas y caminos ocultos, justo lo que echaba de menos en la campaña. Más de uno querrá ir directamente a hacer sus propias pantallas, pero debería completar antes la campaña para, en primer lugar, coger ideas y entender cómo funciona la música y, en segundo lugar, porque tras finalizar cada nivel, se desbloquean para el editor los elementos aparecidos en ese nivel.

Otro modo que se desbloquea al completar al campaña es la Escuela de ritmos. Es un modo que hace uso del editor de niveles. En cada pantalla de este modo se presenta una melodía que debemos escuchar y replicar haciendo uso del editor. Es un modo para afinar el oído y bastante útil para coger experiencia preparando las músicas para nuestros niveles.

Los controles de las versiones de PS3 y Vita son iguales para la parte de juego. En el caso del editor, en Vita se han adaptado los controles táctiles para hacerlo más sencillo de manejar. A parte de eso, los juegos son exactamente iguales. Se puede guardar la partida en la nube para descargarlo en la otra versión y continuar así nuestra partida en la consola que queramos. Si en el Motorstorm RC esta característica era automática, aquí hay que subir la partida a mano, con una de las opciones del menú del juego. Yo no he conseguido hacerlo funcionar en PS3. Me he pasado el juego completo en Vita y cuando he ido a descargar la partida en la otra consola, me ha dado error siempre que lo he intentado.

Se trata de un juego de plataformas de sencillo control, pero muy preciso. Los niveles son bastante variados y muy bonito visualmente hablando. Si arreglan el problema de la duración de la campaña con algún DLC que contenga nuevos álbumes, perfecto, y si no, con el editor y los niveles hechos por el resto de usuarios hay juego para rato. Es un juego magnífico para llevar en la portatil de Sony. [75]

Deja un comentario