Sumergido en el juego con los cascos Razer BlackShark

Seguimos probando algunos de los periféricos que nos ha mandado Razer a la redacción de AKB. En esta ocasión le toca a uno de los dispositivos que para mí son más importantes a la hora de sumergirme de lleno en un juego: los cascos.

razer blackshark

Razer nos ha pasado el modelo BlackShark, uno de los más populares entre su amplia gama de cascos. Antes de nada, os dejo con las especificaciones técnicas de los mismos:

Sonido estéreo para graves mejorados

Diseño de almohadillas circumaurales para aislar el sonido
Micrófono en línea desmontable para chatear o tener mayor movilidad
Cable adaptador divisor audio/micrófono
Almohadillas viscoelásticas de cuero artificial para la máxima comodidad
Controladores estéreo magnéticos de neodimio de 40 mm

Especificaciones técnicas

Controladores: Imanes de neodimio de 40 mm con bobina de voz en aluminio cubierto de cobre
Frecuencia de respuesta: 20 Hz – 20 KHz
Impedancia: 29 Ω
Sensibilidad a 1 KHz: 105dB ± 3 dB
Potencia de entrada: 50mW
Cable: de 1,3 m, enfundado con caucho
Conector: Conector de audio de 3.5mm con micrófono combinado

Micrófono

Frecuencia de respuesta: 50 Hz – 16 KHz
Relación señal/ruido: 50 dB
Sensibilidad a 1 KHz: -37 dB +/- 4dB
Patrón de captación: Unidireccional

razer blackshark

Lo primero que destaca de los auriculares es su diseño, robusto, con muchas piezas de metal y algo pesado. Esa robustez lo hace ideal para el transporte y garantiza una larga vida al producto, aunque por culpa de su elevado peso puede cansar a algunos jugadores en las sesiones largas de juego, por lo menos hasta que se vayan acostumbrando. Sin embargo, este es el peor punto de este producto, porque pese a su robustez resulta bastante cómodo hasta que aparecen estos problemas de los que os he hablado.

Pese que al diseño no me ha convencido del todo, los cascos BlackShark a la hora de reproducir los sonidos del juego son geniales, destacando sobre todo en las frecuencias más graves, realzando los sonidos de las explosiones o los efectos de juego de una manera inmejorable, aunque flaquea un poco más en la reproducción de medios y sobretodo de agudos, aunque de una manera leve.

Además de reproducir los sonidos con una gran calidad, BlackShark consigue que nos aislemos completamente de los ruidos exteriores, así que si los compráis y os los ponéis, tenéis que tener en cuenta que os deberéis despedir del mundo exterior, olvidaos de oír a vuestros parientes cercanos, a los vecinos realizando actividades ociosas, al cartero o a Pepe el del butano tocando el timbre. Este aislamiento, junto a la calidad sonora hace que nos sumerjamos aún más en el universo del título al que estemos jugando en ese momento.

razer blackshark

Conclusiones

Los cascos BlackShark resultan inmejorables a la hora de reproducir sonidos y de lograr sumergirnos en nuestras partidas, gracias a la calidad de sus componentes sonoros y a la capacidad de aislamiento de los cascos. Los únicos fallos son el diseño de los cascos (demasiado robustos y pesados, que, pese a ser cómodos, causan cierta fatiga a la hora de tener largas sesiones de juego) y su elevado precio.

    • Jajajajaj, la conexión es mini jack, por lo que podrías conectarlo al televisor o al PC. No hay que instalar siquiera drivers.

Deja un comentario