Impresiones en Oculus Quest: Robo Recall es una maravilla

Gracias a Oculus Quest estoy disfrutando de un catálogo de juegos en Realidad Virtual que me está sorprendiendo cada vez más. Acostumbrado a los cables de PSVR, la libertad de las Oculus Quest hace que cada experiencia en VR sea más intensa, si cabe.

Yo, Robot meets Cobra

La última Joya que me he encontrado ha sido Robo Recall, una maravilla arcade en la que nos dedicaremos a acabar con los aparentemente defectuosos robots que están sembrando el caos en la sociedad. Aunque todo el asunto tiene mala pinta desde el principio, si no entramos en consideraciones argumentísticas hay que aplaudir a su ritmo frenético, su combate lleno de posibilidades y el continuo goteo de desbloqueables, tanto de armas como de escenarios.

Robo Recall, además, deja claro que el sistema de desplazamiento por cursor, a pesar de que supone un destrempe comparado con los sistemas más tradicionales a los que estamos acostumbrados en los videojuegos sin Realidad Virtual, demuestra que es una gran solución de cara a evitar mareos

  1. Oculus Quest resuelve los problemas con los cables de la Realidad Virtual pero aún así es posible que nos arrepintamos de haber comprado unas.

    Como dispositivo es la bombapero creo que importante que la industria empiece a preocuparse por crear experiencias para Realidad Virtual que apoyen a estos dispositivos, llamando la atención del público más allá de la sorpresa inicial, creando así una demanda fiel de este tipo de experiencias.

    Porque no nos engañemos, las Oculus Quest como muchos otros dispositivos, son un medio para hacer llegar al público un nuevo modo de contar las cosas, de vivir experiencias, de entretener.

    De hecho he escrito un post explicando todo esto:

    https://superlumen.es/nos-estamos-empezando-a-arrepentir-de-comprar-las-oculus-quest/

    No se si estaréis de acuerdo 🙂

    • Entiendo lo que quieres decir y lo que planteas, pero sinceramente creo que las experiencias y juegos no paran de avanzar. Por ejemplo, acabo de probar el de National Geographic y JODER con la inmersión.

Deja un comentario