Madrid Games Week es muy mejorable

Teniendo en cuenta que la capital me ha tenido dos años sin feria de videojuegos y que por motivos de compromiso tampoco pude ir a la de Málaga, he cogido con muchas ganas esta Madrid Games Week. Nada más entrar una inmensa felicidad recorrió todo mi cuerpo y volví a sentirme un niño.

Pero todas esas buenas sensaciones se tornaron algo amargas cuando transcurrió mi primera hora de visita.

Antes de nada aclarar que Madrid Games Week no es GameFest. La intención está ahí y se agradece que por lo menos el ayuntamiento de Madrid cada día tenga más en cuenta a los jugones y a la industria del videojuego en general, pero aún queda mucho camino por recorrer y que mejorar si quieren llegar a la altura de ferias más importantes. Cierto es que se trata de la primera edición siempre y cuando mantengan su palabra de continuar con el proyecto, pero el nivel es bastante inferior al de GameFest y no lo tenían difícil para estar al menos a la altura de ésta. Así pues, procedo a nombrar los pros y contras (más bien contras) que nos ha brindado esta nueva feria.

Madrid Games Week

Teniendo en cuenta que la industria del videojuego no para de crecer cada día y que en acontecimientos como estos se congregan una gran cantidad de asistentes, resulta crucial ampliar las instalaciones y prepararlas en un pabellón más grande. En el caso de no disponer de uno mayor por lo menos montarlo en dos como han hecho otras ferias. La cantidad de público que puede llegar a reunirse es en ocasiones agobiante y llega a ser incluso incómodo pasearse por el recinto.

Desconociendo el motivo por el cual ha sucedido, lo cierto es que han faltado a la cita bastantes compañías. Sega, Ubisoft o Konami son sólo algunos de los ejemplos más característicos y pienso que es una oportunidad estupenda para que las distintas empresas presenten sus nuevos proyectos. La ausencia de grandes firmas ha permitido que las más grandes como Sony y Microsoft puedan lucirse más y preparar un escenario mayor.

Madrid Games Week

Hay zonas del pabellón vacías y sin aprovechar. Habiendo zonas libres podrían haberlas utilizado para colocar más instalaciones o por lo menos hacer más espaciosas las ya presentes. Un poco más de espacio habría ayudado a oxigenar el ambiente y no verse tan cargado de gente centrada en un sólo punto.

Como el espacio es reducido y el recinto limitado, conlleva a que se formen colas de hasta más de hora y media para probar un solo juego que tan sólo podrás jugar en el tiempo de 4 minutos como máximo. Habiendo tanta cantidad de gente resulta imprescindible que se agilice el proceso y se lleve un mejor control de la situación, ya que el tener a tantos clientes esperando tanto tiempo puede acabar convirtiéndose la visita en una experiencia un tanto frustrante.

Madrid Games Week

Codearte con tus personajes de videojuegos favoritos y hacerte fotos con ellos siempre es un acierto. Si te gustan los videojuegos y sobre todo disfrutas de buena compañía, el buen rato y las risas están aseguradas. Si a eso le sumamos que tenemos a nuestra disposición varias tiendas para adquirir desde camisetas hasta todo tipo de objetos coleccionables tendremos entretenimiento para rato.

Tener expuestos títulos que ya han salido al mercado como una novedad no favorece en nada al stand. Puede que muchas personas no hayan tenido la suerte aún de probarlos, pero si estamos en una feria de videojuegos donde debe primar la novedad, buscamos precisamente eso, lo nuevo. Flaco favor se hace Sony a sí misma colocando The Last Of Us como uno de los juegos más fuertes de la feria teniendo en cuenta que ya salió hace 5 meses, por poner un ejemplo.

Madrid Games Week

Tenemos a disposición muchas consolas con las que jugar y sin caer en la fiebre fanboy o como prefiráis llamarlo, creo tener la certeza en asegurar que el stand de Nintendo es el mejor organizado. No sentimos ese agobio que sufrimos cuando visitamos otro y tienen las suficientes consolas instaladas como para que no se formen colas de más de 15 minutos como máximo. Es la zona donde me sentí más agusto, y en la que menos puede que fuera la de Namco Bandai, donde para jugar debemos meternos en estrechos pasillos y apenas hay espacio para que las personas puedan pasar.

Digamos que estos han sido los puntos que mejor definen a esta nueva feria en general. A continuación procedo a escribir brevemente unas breves impresiones sobre los juegos que he tenido ocasión de probar.

Madrid Games Week

– Bayonetta 2: para mí uno de los imprescindibles de la feria al que sin embargo menos atención se le presta. Decir que es espectacular es decir poco y el culo de la brujita me tiene henamorado. Un Must Have en toda regla y motivo suficiente para hacerte con una Wii U ¡Avisado quedas!
– Donkey Country Returns Tropical Freeze: nuestro simio preferido sigue tan divertido como siempre. La alta definición le sienta fenomenal y los escenarios brillan llenos de color. Eso sí, la sensación que me ha transmitido es quizás demasiado continuista con respecto a la versión de Wii. Una vez sea lanzado al mercado veremos si estos temores se confirman o no.
– Super Mario 3D World: Mario es Mario y eso es sinónimo de calidad. A estas alturas sobran los adjetivos para describir una nueva aventura del fontanero. Bonito, colorido, divertido a raudales y risas aseguradas son lo que te esperan. Uno de los juegos de estas navidades.
– Mario Kart 8: vuelve el mejor juego de karts de la mano de Mario y sus amigos. Sigue tan divertido como siempre salvo por un detalle, que no he tenido tanta sensación de velocidad como ocurre en entregas anteriores, pareciéndome que el vehículo se desplazaba algo más lento. Espero que sea por el echo de tratarse de una demo.

Madrid Games Week

– The Legend of Zelda: A Link Between Worlds: las sensaciones transmitidas han sido un tanto agridulces, algo que no suele sucederme nunca con un Zelda. El poder que tiene Link de adherirse a las paredes no termina de convencerme. Espero que esta primera impresión no cuente y volvamos a disfrutar de otro juegazo de los que nos tiene acostumbrados Nintendo.
– Knack: Escenarios vacíos, escasa jugabilidad y gráficos no muy allá son los que te esperan en uno de los juegos que abanderan la llegada de PS4. Dirigido mas bien al público infantil, pero ni mucho menos el gran juego que todos esperan para estrenar su nueva consola. No recomendado si quieres empezar la Next Gen con buen pie.
– Tearaway: Interesante juego donde un brillante mundo de papel aguarda tu llegada. Siguiendo un camino prefijadoo, debemos ir resolviendo una serie de acertijos con la ayuda del control táctil de PS Vita tanto delantero como trasero. Serán los pequeños los que más disfruten del juego.

Madrid Games Week

– Ryse: la gran apuesta de Xbox One. Sanguinario y bruto son los adjetivos perfectos para describir esta nueva obra. Quizá algo repetitivo y con unos gráficos obviamente actualizados, pero no esperéis un portento gráfico ni mucho menos. Me recordó a Shadow of Rome, un juego de Capcom lanzado para PS2 que disfruté mucho en su momento.

Debido a la gran cantidad de personas que han asistido este sábado, me ha resultado imposible probar otros títulos como Dead Rising 3, Battlefield 4 o el periférico Oculus Rift. Para que os hagáis una idea estuve una hora y media, repito, una hora y media esperando en la cola para probar Ryse. ¿Mereció la pena esperar tanto? NO. Demasiada espera para una partida de poco más de 4 minutos.

En acontecimientos de este tipo, tanto si se pueden haber instalado mejor o peor, siempre disfruto como un verdadero enano y la felicidad me inunda por completo. Cuando veo a tanta gente disfrutar con un videojuego no puedo más que esbozar una sonrisa. Algo que hace unos años se veía como algo propio de los niños cada día acoge a nuevos usuarios de todas las edades y eso para la industria es un verdadero triunfo. Y es que no hay nada que me haga más feliz que disfrutar con uno de mis pasatiempos favoritos.

  1. Joe señores de AKB, o le dedicáis 4 escuetas lineas a un evento como ha pasado otros años, o publicáis 20 artículos de opinión XD.

    Sobre las colas… es lo de siempre, y ya pasaba en el difunto gamefest, que o vas con tu pase de prensa y da la casualidad que tienes amigos en los stands que te pueden colar, o te comes un cagao. Por supuesto de muchas de las maquinas de fuera de los stands olvídate de tocarlas. Lo que yo no se es como no aprenden… sera que no se han hecho cientos de ferias en el Ifema como para saber como se pone eso…
    El mejor día para ir fue el día 7 por razones obvias, y tampoco fue una panacea. O empiezan a solventar esos problemas o a ojos del resto del mundo van a seguir siendo como las ferias de pueblo y esto no va a crecer.

      • Kristian, TODOS metemos cuando podemos…

        Parece que la opinión de que ha sido bastante floja es unánime. Y tanta cola parece muy exagerado, ¿no? Yo no hubiera tenido tanta paciencia como tú, vamos…

        Pero bueno, se supone que se aprende y más de la primera edición. A ver el año que viene.

Deja un comentario