Análisis de El Profesor Layton y la Caja de Pandora para Nintendo DS




El Profesor Layton y la Caja de Pandora es la continuación del exitoso El Profesor Layton y la Villa Misteriosa, un juego que encandiló al gran público con su combinación de dibujos manga y puzzles. Esta segunda entrega continúa con la misma fórmula, devolviendo al jugador a su doble rol de espectador y resolvedor de enigmas. Una apuesta segura que respeta la máxima de «Si algo funciona, no lo toques».

Señor, ¿Tiene un penique?



Es por ello que si ya has jugado a La Villa Misteriosa poco te puedo contar de este La Caja de Pandora. Partiendo de la extraña muerte de un amigo de el Profesor Layton que está investigando una caja, según cuenta la leyenda, capaz de matar a quién la abra, deberemos acompañar al profesor a lo largo y ancho de toda la aventura a medida que investigamos escenarios, recogemos pistas y, por supuesto, resolvemos puzzles.

Porque de eso van los Profesor Layton: De resolver puzzles, cuantos más mejor, equilibrados, un reto para la agudeza visual y la lógica del jugador. Un auténtico vicio. Tanto es así que las cinemáticas casi molestan, y uno llega a momentos en los que preferiría que los puzzles se fueran sucediendo ininterrumpidamente sin necesidad de asistir a unas secuencias intermedias que, por cierto, están en perfecto castellano, voces incluidas. Y qué voces. En temas de doblaje soy bastante riguroso, y si éste no me acaba de cuadrar, se me cruza y ya me impide disfrutar del juego en cuestión como seguro se merece. Pues bien, en El Profesor Layton y la Caja de Pandora el doblaje es de 10. Tal y como suena. Unas voces que encajan a la perfección con los personajes, amén de las interpretaciones orales, de muchísimo nivel.

Puestos a ponerle pegas al juego – ¿O debería llamarlo no-juego?-, comentar que muchos de los puzzles no tienen nada que ver con la aventura principal, sino que se trata de excusas para aumentar el número de pruebas a las que nos tenremos que enfrentar. Un flaco problema para los jugadores amantes de los miniretos.

El Profesor Layton y la Caja de Pandora es uno de esos juegos que engancha tanto a los jugadores casuales como a los más tradicionales. Sus acabados, impropios de un juego de Nintendo DS, unidos al vicio que son sus puzzles, deberían ser suficientes para convertir a este título en una de las referencias del catálogo de la consola portátil de Nintendo, como ya lo es la primera parte. Y es que un juego sin gore ni tiros también puede ser divertido.

  1. [quote comment=»203947″]Un juego de calentarse la cabeza pero bien….[/quote]

    Ambas cabezas merecen y necesitan cariños y cuidados… XDDD

  2. a mi me está gustando mucho, tanto como el primero vaya xD

    y estoy de acuerdo con Kristian en que al final es tal el vicio que molaria que salieran los puzzles uno detrás de otro sin historia en medio XDD

  3. [quote comment=»203968″]El diseño artístico es cojonudísimo[/quote]

    si, es una de las cosas que más me encandiló del primero, y que este mejora :O

  4. Este es el tipo de juegos que de verdad le van a la DS y por los que me molaria mucho tenerla. Tiene que ser muy gratificante ir resolviendo puzzle tras puzzle alla donde vayas.

  5. He empezado con él esta misma tarde y la verdad es que me está causando una buena impresión, al menos en algunos puntos supera al primero como en número de vídeos, calidad de los mismos y doblaje.

    Un saga genial, su primera entrega me encantó 🙂

  6. Pingback: Comunidad AB ¡Nomina a los Mejores Juegos del 2009! | Akihabara Blues

Deja un comentario