Eiyuden Chronicle Rising, menudo juegazo se viene

Gracias a la gente de 505 Games he podido probar la beta de Eiyuden Chronicle Rising, un juego que seguramente te sonará por el Kickstarter de su hermano mayor, Eiyuden Chronicle Hundred Heroes.

Una propuesta muy interesante

Eiyuden Chronicle Rising se presenta como un Action RPG japonés que no tiene ningún reparo en lanzarnos de bruces contra una interminable sucesión de diálogos cuyo protagonismo en la experiencia es casi mayor que la propuesta interactiva, que es bastante limitada, al menos en la beta. Eso sí, hay un par de cosas chulas que he visto en las 3 horas que dura en cuanto a la jugabilidad, como los combos utilizando a varios personajes en los combates, que son en tiempo real, nada de turnos.

Hay que aplaudir varias cosas. Empezaré lo fluido que resulta ayudar a NPCs a reconstruir un pueblo devastado mientras en el proceso levelamos y loteamos la party de personajes. También la entrañable personalidad de un apartado gráfico que combina personajes pixelados con fondos y escenarios muy trabajados. Pero no hay que olvidar tampoco la fantástica traducción (no hay voces), con textos absolutamente coloquiales que hacen que les cojas mucho cariño a los personajes, o lo dinámico que resulta el scroll lateral, con un ritmo de combates al más puro estilo Yo contra el barrio.

Ya veremos a ver en qué queda Eiyuden Chronicle Rising cuando salga más adelante en este 2022, si no se tuerce nada, pero de momento la cosa promete. Qué refrescante es encontrar propuestas clásica como esta, que se desmarcan de los más populares juegos de velocidad, disparos y Souls-like, aunque solo sea para ir variando un poco.

      • Ya lo vi en el vídeo, pero lo que te digo, una de las tres patas siempre falla. Hay varios de Switch cojonudos que vienen en inglés, los que vienen traducidos son por turnos (tengo todos los buenos) y si no scroll lateral.

        Me dan más pereza que las aventuras gráficas últimamente, y siempre me han molado mucho, pero me hago viejo y se me acaba la paciencia de ver que siempre tiene que haber algo, jaja. Mis neuras y yo. XD

Deja un comentario