Impresiones con Crackdown 2

El miércoles teníamos cita con Microsoft para conocer Crackdown 2, secuela del otrora vendido como uno de los grandes de 360.

El encuentro fue en Torre Espacio, una de las 4 impresionantes torres construidas donde antes estaba la ciudad deportiva del Real Madrid. Como dije por el Twitter, tendrán mucho dinero para levantar semejante construcción, pero poco sentido común al no colocar ningún cartel a media altura que haga visible el nombre de cada torre a medida que te acercas, para no tener que ir probando una por una. Eso sí, menuda velocidad llevan los ascensores: ¡18 plantas en menos de 20 segundos!




Tras el lío de horarios (que si turno antes o turno después), rápidamente me puse manos a la obra y le eché el guante al juego.

La primera gran característica con la que te encuentras es el doblaje, ya que la voz principal la pone Ramón Langa, el doblador de Bruce Willis. Por esto, se sobreentiende un gran nivel de calidad en el proceso, pero además de que una sola voz no salva todo el repertorio de personajes, me encontré con el defecto que más me desagrada en los diálogos: que la entonación de las frases no encaje, lo que da el efecto de que lee un chaval de primaria (o del Bachiller actual, ya que el nivel es similar). Pasa poco, se nota que detrás hay un gran profesional, pero supongo que por las prisas no se ha cuidado este aspecto como se debería.

Apenas estuve jugando unos 15 o 20 minutos, pero las primeras sensaciones no fueron demasiado buenas. La primera parte no terminó de calarme (tampoco le dediqué apenas tiempo), y esta segunda entrega repite el planteamiento y la resolución, por lo que estamos en las mismas. Ahora es más grande y mejor, pero más de lo mismo al fin y al cabo.

Los controles me siguen pareciendo imprecisos, por ejemplo al apuntar (quizás haya opción automática), y las animaciones no muy naturales (posiblemente tampoco sea ese su objetivo dado lo espectacular de las habilidades del personaje). A nivel técnico no destaca, en mi opinión se mantiene en la linea del momento.

La historia de esta entrega, situada 10 años después de la original, introduce al grupo terrorista La Célula, por lo que no tendremos que vérnoslas solo con los habitantes mutantes. Por cierto, estos se hacen más grandes y fuertes a medida que los molestemos, por lo que más nos vale liquidarlos pronto.
Además de con las armas, podremos combatir con multitud de objetos que obtengamos del escenario, como las señales de trafico, o los vehículos que encontremos, entre los que habrá, por fin, helicópteros. Tampoco esta será la única manera de volar, ya que cuando consigamos el nivel necesario, obtendremos el traje alado, que junto con nuestros super saltos, nos permitirán desplazarnos planeando cuanto queramos.

Todo esto nos lo contaban el productor del titulo, James Cope, y el diseñador del multijugador, Graham Wright, en una charla de apenas 15 minutos. Poco más tengo que añadir. Probablemente a muchos si os atraiga realmente la saga Crackdown, pero a mi no ha conseguido engancharme. Quizás si le dedico más tiempo… No hay que olvidar que incorpora cooperativo para 4 jugadores, un añadido importante.

Terminamos, como es habitual, dando las gracias a Microsoft por invitarnos al encuentro.

  1. Pingback: Así es el AR.Drone de Parrot | Akihabara Blues

  2. Pingback: Así es el AR.Drone de Parrot | Akihabara Blues

Deja un comentario