Echamos unas horas al remaster de Star Ocean: The Last Hope

Criticado por su trama, personajes poco trabajados y su diseño de niveles, la cuarta entrega de la saga Star Ocean no llegó a satisfacer del todo a los aficionados del género. Ahora, casi diez años después, aterriza en PS4 una completa remasterización que parece pedir a gritos una nueva oportunidad. Aquí te contamos nuestras primeras impresiones.

La Tierra ha quedado totalmente devastada después de la Tercera Guerra Mundial. Bajo este motivo, en Star Ocean: The Last Hope tomamos el papel de Edge Maverick, un inexperto capitán encargado de encontrar, junto a su grupo, un nuevo hogar para la humanidad a través del inmenso océano galáctico. Gracias a nuestra distinguida nave Calnus, viajaremos por diferentes planetas y localizaciones donde la humanidad podrá establecer contacto con múltiples razas alienígenas, como los eldarianos, quienes a priori jugarán un papel trascendental en la trama.

Durante sus primeras horas, la obra de Tri-Ace consigue enganchar al jugador con un sistema de batalla realmente adictivo y bien desarrollado. En los combates de tiempo real tendremos total libertad para cambiar de personaje y movernos libremente por el escenario de batalla, pudiendo realizar espectaculares combos y fundamentales esquivas que determinan el resultado del enfrentamiento. El sistema es ágil y directo.

Ya os adelantamos que las batallas contra algunos jefes finales son bastante frenéticas y requieren de cierta estrategia para conseguir la victoria. En ese sentido, The Last Hope no se anda con remilgos y no da facilidades al jugador. Cualquier combate random puede complicarte las cosas si no se anda avispado y con un inventario abarrotado de objetos curativos. Al menos durante el comienzo de la aventura es aconsejable perder algo de tiempo en subir de nivel y familiarizarse con el sistema de combate.

Como buen JRPG que se precie, la exploración y el contenido opcional, como recolección de objetos o misiones secundarias, juegan un papel significativo. Y es que ya desde un primer momento el juego nos da una sensación de enormidad acojonante, con multitud de misiones secundarias y escenarios para explorar. Si a eso le añadimos un completo sistema de recetas para crear armas y objetos, un bestiario y los logros de combate, la impresión que transmite es la de encontrarnos con un título de gran profundidad y duración.

A nivel audiovisual, la remasterización de Star Ocean The Last Hope roza un gran nivel, con 60 frames por segundo en casi todo momento y amplias resoluciones, llegando incluso a 4K nativos. Además, el juego contiene numerosas opciones gráficas para retocar. Podemos seleccionar filtros, opciones para el suavizado de bordes o simplemente adaptar la profundidad de campo. Aun así, tampoco olvidemos que estamos ante un juego de anterior generación, por lo que es habitual encontrar algo de popping y alguna que otra rascada.

En definitiva, las primeras horas con Star Ocean: The Last Hope han sido satisfactorias. Aunque no es el mejor arranque que hemos visto en un JRPG, la premisa inicial nos empuja a seguir jugando para conocer más sobre su historia. Su sistema de combate es adictivo y parece mejorar según vamos jugando. Veremos si merece o no, esta nueva oportunidad.

  1. Muchas veces he leído que el SO: TLH original era el “Final Fantasy” que no consiguieron llegar a ser los propios Final Fantasy en las consolas de la pasada generación, y que pasaría sin pena ni gloria por no tener la fama de estos aún siendo un juego muy interesante.

    Esta remasterización pues no es más que ponerle la cara bonita a un juego ya interesante, pero con unos añitos (salió en 2010). Esperemos que sirva para que alguno lo descubra y le dé una oportunidad; igual se lleva una agradable sorpresa, que son legión los que se quejan de FF no levanta cabeza desde el X.

  2. A mi en su momento me pareció un juegazo con todas las letras, un JRPG (con todo lo que eso implica) de calidad. Quizás si es cierto que la historia agota un poco o los personajes pueden no implicar demasiado, pero como juego es bastante completo, largo y con un combate entretenido.

Deja un comentario