Probamos los nuevos auriculares Sennheiser Urbanite

Ya sabéis que en AKB nos gusta hablar de todo: libros, manga, merchandising, periféricos… Esta vez, la cosa va de audio, ya que hemos podido echarle el guante a uno de los últimos modelos de auriculares que ha lanzado una de las empresas de sonido más prestigiosas que existen: los Sennheiser Urbanite.

Sennheiserurbanite

Antes de empezar, servidora avisa de que dista mucho de ser una eminencia en temas de sonido. Empecé a preocuparme por llevar auriculares que no fuesen de los chinos hace unos 5 años, y a partir de ahí, Sennheiser ha sido siempre mi marca de cabecera. Por ello, voy a centrarme sobre todo en las características a nivel de diseño y acabados de este modelo, aunque también, por supuesto, voy a comentar mis impresiones respecto a la calidad del sonido.

Sennheiserurbanite

Hay que tener muy claro que los nuevos Sennheiser Urbanite van destinados a un público muy concreto, un nicho de mercado hasta ahora no explotado por la compañía alemana: los jóvenes atados a las modas. Todos en mayor o menos medida hemos oído hablar de los famosos auriculares Beats, cuya principal característica es, para muchos, el escandaloso precio en relación a la calidad de audio que ofrecen. Este producto se puso de moda hace unos años, impulsado por estrellas del deporte americanas o famosos de diversa índole que los usaban más a modo de accesorio, colgados del cuello, que como auriculares. Aún así, se supone que estos modelos ofrecen cierta características que mejoran la experiencia al escuchar música: los famosos bajos «trucados». Los graves toman preferencia frente a otras frecuencias, haciéndolos ideales para disfrutar de algunos estilos como el Funk, el Hip Hop o el Rap entre otros. ¿Cuál es la realidad? Bien, sobre gustos, no hay nada escrito, y como ya he comentado, no soy ninguna experta en el tema, pero los auriculares Beats cumplen su promesa de reforzar los graves a costa de ensuciar estas frecuencias y enmascarar otras, lo que hace que, en opinión de muchos, si no buscas solo un accesorio caro y a la moda, haya opciones mucho más recomendables con un precio menor (estamos hablando de un auricular de 200-300€).

Sennheiserurbanite

Debido a esto, iba con la guardia puesta a la hora de probar los nuevos Sennheiser Urbanite, pero tal y como la empresa alemana promete en su campaña publicitaria, sus graves están potenciados de forma cuidada, bajo la máxima «Bass better, not louder» (Graves mejores, no más altos). El sonido es nítido y limpio, y tras varias comparaciones con el modelo de auriculares que uso actualmente, los Sennheiser HD 449, no he acusado ninguna pérdida en la calidad del sonido, sino que la música se escucha a un volumen más alto (por la menor impedancia de este modelo) cosa que se agradece con algunos dispositivos o ciertas situaciones. Incluso en algunas frecuencias agudas, hay matices que antes no apreciaba con los HD 449. La revisión de los bajos se nota, pero sin ensuciar lo más mínimo el sonido. Así pues, parece que los Sennheiser Urbanite cumplen de sobra lo que prometen, y mantienen los estándares de calidad del gigante de audio alemán.

La calidad de los materiales también aprueba con nota. Para facilitar la limpieza y mejorar la higiene (recordemos que este modelo está pensado para pasar más horas colgado del cuello que en la cabeza) la banda superior se ha reforzado con silicona en vez de la clásica almohadilla acolchada. La diadema va forrada en tela de imitación vaquera, los auriculares como tal, son de plástico, y el sistema de ajustado y plegado está hecho de aluminio y silicona. Es en este último donde apreciamos que se ha tenido más cuidado, tanto a la hora de diseñarlo para alargar al máximo su durabilidad, como en la elección de materiales. Los auriculares transmiten calidad y robustez, y tenemos la sensación de estar ante un producto profesional y bien construido.

Sistema de ajuste de Urbanite vs HD 449

Sistema de ajuste de Urbanite vs HD 449

El cable de conexión puede retirarse en cualquier momento. Cuenta con un mecanismo de seguridad, con una pequeña pestaña, para evitar que se suelte con un tirón, y el acabado es plano, par evitar enredos y deterioros achacados a los cables tradicionales. De nuevo, encontramos otra característica poco explotada por la marca hasta ahora, y es la inclusión de un micrófono, junto a un pequeño mando de regulación de volumen y control de la música. En el caso de los dispositivos de Apple, el botón hace las veces de botón central, permitiendo pausar y reanudar la reproducción.

Sennheiserurbanite

Aproveché un par de viajes que sumaban 10 horas este fin de semana para comprobar la comodidad. En este punto, es donde peor parados sale el modelo Urbanite: el peso pasa factura, y acabé con leves molestias donde apoya la diadema tras un par de horas de uso. Además, acostumbrada a mis HD 449, de corte circumaural, este modelo, supraaural, se me hace más incómodo, y tengo que andar ajustándolo con bastante frecuencia. Aún así, el aislamiento que ofrecen respecto al exterior, es excelente. Los ruidos del autobús quedaban completamente cancelados.

¿Merecen la pena los nuevos Sennheiser Urbanite? Nos encontramos ante un auricular que presenta un apreciable sobreprecio ($199 el modelo supraaural y $249 el circumaural, denominado «XL»), ya que su línea de diseño lo encarece. No es solo un accesorio para escuchar música, es un producto para ir a la moda, para poder presumir de usar los mismos cascos que tal o cual famoso. Aún así, y al contrario que, como ya hemos dicho, los auriculares Beats, la calidad de sonido es muy buena, y no estamos pagando solo una marca o unos colorines. Tenemos a nuestra disposición varios diseños enfocados a los jóvenes (como esta paleta denominada «Nation» en rojo, crema y azul) o los colores más clásicos dedicados a aquellos que busquen una mayor durabilidad en cuestiones de estética y no quieran arriesgarse a que el año que viene cambien las tendencias y no puedan salir a la calle (negros, azules, burdeos…).

La importancia del diseño y los materiales de la línea Urbanite frente a los modelos clásicos es evidente

La importancia del diseño y los materiales de la línea Urbanite frente a los modelos clásicos, como el HD 449, es evidente

Hay muchas alternativas a mejor precio dentro de la propia marca, que ofrecen una calidad igual o superior sin tener que pasar por la «aduana» de los colores y el estilismo. Yo, personalmente, no pagaría 100 dólares más por pasar de mis HD 449 al modelo Urbanite. No obstante, si sois de los que os gusta ir a la moda y no os importa pagar más por la estética, no nos encontramos ante los auriculares con peor relación calidad-precio en este campo ni mucho menos, así que puede que sean una importante opción a considerar si pensáis renovarlos. No obstante, mi consejo con estos temas es siempre el mismo: dirigíos a una gran superficie con vuestro reproductor de música habitual y probadlos. Sobre gustos no hay nada escrito, y puede ser que los Sennheiser Urbanite os enamoren por dentro y por fuera, o que no sean para vosotros.

Desde AKB, damos las gracias a Sennheiser por facilitarnos los auriculares que nos han permitido escribir este artículo.

  1. Buenas! Yo tengo los HD 449 y estaba pensando en pillarme los Urbanite XL. He estado en varios establecimientos y no he tenido la oportunidad de probarlos…
    He leído en bastantes artículos que son muy buenos y además van acorde a mis gustos musicales, rock, heavy metal,…
    Mi pregunta es: Tu crees que valen la pena? Los he encontrado por 196€.
    Espero que me respondas 😛
    Saludos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve + siete =