Turtle Beach Stealth 700 Gen 2, un lujazo sonoro para Series X

Gracias a Turtle Beach y a TNPR he podido hincarle el diente a los nuevos Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 para Xbox One y Series X, una revisión del modelo inalámbrico que ha subido de nivel significativamente.

Acabados de primer nivel

Lo primero que llama la atención es el embalaje, de primer nivel. Caja dura forrada de corcho protector, presentación directa con un molde para los cascos, un sobre con una guía sencilla e intuitiva y una pegatina. Muy minimalista, pero también elegantísimo.

Luego, el diseño de los propios cascos me ha parecido también TOP, muy llamativo. Son muy robustos, dando la sensación de contar con pocas piezas, como si fuera un único bloque. Pero en el interior de las almohadillas, donde están los altavoces, se han permitido el lujo de mostrar la fuente del audio, con un diseño transparente. Queda genial, dando vibes de producto vanguardista tanto a nivel técnico como de diseño.

Almohadillas que dan confianza

Mis cascos para mi PS4 Pro, de la que ya está disfrutando algún enfermitx gracias a Juegaterapia, fueron los Turtle Beach Stealth 700 gen 1. Los he jubilado a la vez que he donado la consola, porque la almohadilla de los cascos se ha desintegrado, literalmente. Estas almohadillas de Turtle Beach Stealth 700 gen 2, llamadas Aerofit, tienen bastante mejor pinta. Ya veremos a ver cuánto tute aguantan.

Sobre los altavoces, comentar que son modelo Nanoclear de 50 mm, y a pesar de que los cascos no cuentan con cancelación de ruido, las almohadillas, en combinación con los altavoces, consiguen aislar lo suficiente como para que la experiencia sonora no se vea afectada, a menos que estés en medio de Montmeló un día de carrera. Los cascos, por cierto, son compatibles con Windows Sonic, el sistema patentado de Microsoft para proporcionar un «sonido espacial» para juegos y películas

Realmente la primera sensación es buena, transmitiendo que son unos cascos decentes, acordes con su pvp de 150€.

Antes de empezar a trastear más con ellos, lo que toca es comprobar que están actualizados. Para hacerlo, tienes que instalar una aplicación en tu ordenador y conectar los cascos con el cable USB-USB C que viene en la caja, el mismo que tendrás que usar para cargar la batería. El proceso es rápido y muy intuitivo. Luego, desde la app del móvil de Turtle Beach podrás realizar ajustes en cuanto a volúmenes y ajustes de sonido de los cascos, a través de una aplicación muy cómoda.

Comodidad

Sobre este punto tengo sensaciones encontradas. Por una parte los auriculares son muy ajustables, la diadema metalizada es extensible y en todas las posiciones, combinada con las almohadillas refrescantes Aerofit, ofrece una presión suficiente para que los cascos estén bien ajustados. Quizá aprietan un poco más de lo que estoy acostumbrado, pero te acostumbras y no molestan, son cómodos, si los usas sin gafas o con las patillas de las gafas por encima de las almohadillas. Por comparar, son más pesados pero bastante más cómodos que los Pulse 3D de PS5.

Si las almohadillas las sitúas encima de las patillas, a mi, debido al ajuste, me hacen algo de daño al cabo de un rato. Y eso que los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 se venden como cascos «Glasses friendly» que he notado ha sido el usarlos con las gafas puestas.

Highlights

Una cosa que me ha volado la cabeza es que tiene independientes los controles de Sonido de Juego y de Sonido de Conversa de Grupo. Así, en partidas multijugador, si el sonido ingame está muy alto, puedes ajustar los niveles sin necesidad de navegar por la configuración de Xbox. Para mi esto ha sido un descubrimiento utilísimo. Sobre el sonido, destacar que al abatir el micrófono se activa automáticamente el mute, lo que es conveniente para tener un momento de reflexión en el que cagarte en tus team mates o rivales sin perder amigos.

Otro de los puntos fuertes es su batería. Los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 te duran unas 20 horas, lo que te da margen de sobra para cubrir todos tus vicios del día y luego dejarlos cargando. Además, los cascos se apagarán al cabo de pocos minutos cuando no detecten una fuente de audio, perfecto si te tienes que ir AFK a hacer cualquier movida, o si simplemente se te va la castaña y te olvidas de todo, algo que últimamente me pasa un montón.

Tus cascos para Xbox… y ordenador

Gracias al Bluetooth, la experiencia a la hora de conectar los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 en mi Series X no ha podido ser mejor. Pulsar el botón de pairing de los cascos, el de Xbox y todo ha fluído. Eso sí, antes de actualizar los cascos me pasaba que al ponerlos en modo pairing, tras haber hecho previamente el pairing con Xbox, Series X se arrancaba, como si la hubiera iniciado desde el mando. Algo bastante extraño, pero que, como digo, con la actualización de firmware se ha solucionado.

Con mi Mac la experiencia ha sido muy similar. He podido conectarlo en pocos segundos, y he podido probarlos en unas cuantas llamadas de trabajo y para disfrutar de música. Una experiencia bastante positiva, y eso que mis cascos para esos menesteres son unos Bose 700.

Un par de «peros» en cuanto a conexión

Lo que he sido incapaz de conseguir ha sido conectarlos con mi iPhone. Ni tan solo tras desconectarlos del Mac y probar el pairing múltiples veces me ha funcionado. Como nota, tengo varios cascos que puedo conectar al teléfono sin problemas. Navegando por la web, parece que no soy el único que tiene este problema. En cualquier caso, por el tamaño de los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 y su micrófono abatible no creo que sean los auriculares más adecuados para llevártelos a la calle, a no ser que quieras parecer un Top Gun mientras hablas por teléfono.

Otro «pero» es que si tenías pensado usar estos cascos para un dispositivo de Realidad Virtual que no acepta conexión por Bluetooth, que sepas que los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 no cuentan con conexión de cable de 3.5mm, por lo que no podrás conectarlos por cable a ningún dispositivo. Piensa en el mapa de dispositivos con los que tenías pensado usar estos cascos y tenlo en cuenta a la hora de tomar la decisión de dar o no el salto.

Conclusiones

Los Turtle Beach Stealth 700 Gen 2 me están gustando mucho. Son cómodos, transmiten mucha calidad y para jugar en Xbox son perfectos, debido a lo bien que se resuelve el pairing, lo cómodo que es controlar los niveles de sonido de juego y del micrófono y el poder mutear el micro con un simple gesto. Su precio de 150€ seguramente no los convierta en la primera opción para todxs, pero sus calidades me parecen merecedoras de ese pricetag. [85]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce − ocho =