Análisis de Labyrinth of Galleria, un Dungeon Crawler peculiar

Obviando ese semi exponente llamado Soul Hackers 2, la verdad es que ya hacía tiempo que no me metía de lleno en el mundo de los dungeon crawler. En concreto desde ese genial Persona Q2 que despedía de manera sobresaliente la vida comercial de Nintendo 3DS.

Así que nada, la vuelta ha tenido que ser con este Labyrinth of Galleria, un título de Nippon Ichi que actúa como una especie de secuela espiritual de Labyrinth of Refrain: Coven of Dusk, juego que salió hace unos años ya en PSVita y Switch. Y la verdad, sin esperar gran cosa de él, me he encontrado con un exponente del género más interesante de lo que preveía.

Un dungeon crawler más…en principio

A ver, como era de esperar de un dungeon crawler, el núcleo jugable de Labyrinth of Galleria a priori no inventa nada. Básicamente exploraremos una serie de laberintos para, en este caso en concreto, encontrar una serie de objetos llamados Curios que nos servirán para avanzar la trama. Por supuesto, nos ayudaremos de un mapa que se irá rellenando según avancemos para que nos vayamos situando.

Lo interesante es que, a medida que pasan los minutos, ya nos vamos dando cuenta de ciertas peculiaridades de este Labyrinth of Galleria. Por ejemplo ya al principio vemos que nuestra protagonista, una chica bastante inocente llamada Eureka que acepta de manera ingenua un trabajo que resulta ser en esencia la aprendiz de una bruja, no será a quién manejamos realmente durante la aventura. 

La razón es que dicha bruja que asiste al propietario de dicha mansión, Madame Marta, nos instará de una manera bastante peculiar a que nos adentremos al laberinto subterráneo del lugar para encontrar dichos Curios. El problema es que los humanos no pueden entrar en el laberinto por causas mayores. ¿La solución a este problema? Crear soldados marioneta que explorarán y lucharán por ella manejándolos como si de una médium se tratara.

Un loop bastante amigable

Aquí es cuando comienza el loop, bastante particular para ser un dungeon crawler, de Labyrinth of Galleria. Básicamente exploraremos en primera persona esos laberintos para encontrar dichos Curios, no sin antes enfrentarnos a los numerosos enemigos y jefes que pululan las mazmorras mediante combates por turnos que, por cierto, resultan bastante desafiantes cuando nos toca luchar contra enemigos poderosos.

Cuando encontremos un curio, se avanza en una trama en el que se nos contará más sobre el pasado de Eureka y por qué dichos objetos son tan importantes para volver a empezar el loop. Lo que llama la atención en este apartado es que la trama (bastante interesante por cierto) se nos cuenta como si de una visual novel se tratara, con un fuerte componente anime a cargo de Takehito Harada, un habitual en los diseños de Disgaea. Eso sí, como es habitual en NiS, los textos nos llegan en inglés, con voces en dicho idioma y en japonés. 

Más de lo que parece

Como digo el juego engaña bastante, ya que en apariencia parece un juego más dentro de este subgénero. Pero a las pocas horas esa sensación de que que estamos ante un exponente que ofrece más de lo que parecía en un primer momento, es más marcada. Sobretodo si hablamos de la forma de explorar el laberinto, ya que se han introducido muchos gimmicks a modo de puzle (por describirlo de alguna manera) que hacen muy ameno este importante aspecto jugable.

Por decir un par de ejemplos, resulta que a partir de cierto punto tendremos la posibilidad de romper las paredes de las mazmorras para avanzar de una manera alternativa por el laberinto, y también tendremos la posibilidad de sortear trampas saltando por encima de ellas. Otras novedades y amenazas que se introducen mientras avanzamos son la posibilidad de poder aguantar la respiración bajo el agua o tratar de evitar quedarse mucho tiempo en según que secciones del mapa por riesgo a que tus personajes se vean afectadas para mal.

Una party altamente personalizable

Por supuesto, dichas marionetas a los que en un principio ya habremos asignado una clase a elegir, irán subiendo de nivel según avancemos, como es habitual en este tipo de títulos. Además tenemos bastante manga ancha para elegir qué estadísticas priorizar para que se ajusten a nuestro estilo de juego y así crear una party que salga airosa de esta extensa aventura, aunque nos toque poner mucho de nuesta parte ya que las opciones son inmensas.

Curiosamente incluso en este sentido sorprende Labyrinth of Galleria, ya que dicho grupo de personajes en las primeras horas estará limitada a cinco miembros. Pero ese numero aumentará hasta un número bastante alto al que no esperaba encontrarme en un juego de este tipo.

Como era de esperar, no es perfecto

Más allá de la interesante propuesta, no hay que dejar de lado varias taras con las que me he encontrado. Por ejemplo, no es raro quedarse atascado en el juego, sobretodo porque muchas veces el objetivo que nos dictan no está nada claro. Además, como ya he mencionado, está en inglés. Y no muy friendly por cierto. Así que si no manejas el idioma es bastante complicado recomendarlo. Otro aspecto que me ha decepcionado bastante es la banda sonora. No es que sea mala, pero es bastante «machacona» y a veces no casa muy bien con el ambiente (¿Música jazzy ambientando un laberinto subterráneo?). Como véis en las imágenes, gráficamente no es que destaque. Y atención a «la chapa» que os van a dar cada vez que salta un tutorial de mecánicas que lo más seguro que no utilizaréis nunca.

En definitiva

Aún con todo, la fortalezas de Labyrinth of Galleria tienen más peso en conjunto, sobretodo si os gusta este subgénero. Si os adentráis en este título sabed que os encontraréis con un juego muy adictivo, largo (50 horas, ojo) y que consigue mantener más o menos un balance entre ser asequible y complejo a la vez. Si no os importa que esté en inglés y que hay muchos momentos en los que adelanto que os vais a sentir desamparados, no os decepcionará. Y si no sois asiduos a este tipo de títulos, ahora que igual os interesan los remasters que se acaban de anunciar de Etrian Odyssey, este título es una buena primera toma de contacto a los dungeon crawler. [76]

Deja un comentario