Insensatos, coged 250 € ahora mismo y corred a por una Wii con Wii Fit

Vamos, rápido, rápido. ¿Dónde estáis? ¿En el trabajo, universidad, casa? No importa. Coged el coche, el metro, la bicicleta o las chanclas y corred, y cuando digo corred quiero decir CORRED, hacia cualquier tienda en la que podáis adquirir un pack de la consola Wii con Wii Fit. Va a ser el mejor dinero que hayáis invertido en vuestra vida. En serio. ¿Sabéis por qué? Porque según informa Yahoo una mujer británica de 24 años de edad y de nombre Amanda se ha vuelvo una adicta al sexo tras caerse de la tabla de balanceo del Wii Fit. Y lo que es mejor. ¡La enfermedad no tiene cura!

Según afirma la noticia, gracias a al caída Amanda ha desarrollado una enfermedad llamada “Desorden de excitación genital persistente” (info en inglés). Ahora cada vez que Amanda se acerca a algo que emite pulsaciones o que vibra se pone como una moto y, usando una expresión propia de mi pueblo, “más caliente que el palo de un churrero”.

Vídeo cortesia de, atentos, WiiHotties (y sí, ya sé que no es un vídeo de Wii Fit, pero a quien no le haya gustado que levante la, ejem, mano)

Deja un comentario