Candidato a GOTY 2019: Total War Three Kingdoms

La existencia del género de estrategia no sería nada sin contemplar dentro del conjunto una de las piezas más importantes, que junto a colosos de la talla de Civilization, Age of Empireso un título con el mismo trasfondo de nuestro candidato: Romance of the Three Kingdoms.

En esta ocasión, el equipo de The Creative Assembly nos trae el, a mi opinión, colofón de la saga. Bienvenidos a Total War: Three Kingdoms.

El arte de la guerra

Total War: Three Kingdoms saca mucho carácter, haciendo valer esta entrega y diferenciándola de las demás en lo que es un paso adelante para el estudio británico, si bien no es de por si una ruptura con sus raíces. Es esta ocasión, el juego se nos presenta con una identidad propia basada en el contexto histórico que nos atañe, mezclándolo con las mecánicas ya conocidas para los fans de la saga, pero poniendo énfasis en su ambientación.

El Romance de los Tres Reinos es una de las cuatro novelas clásicas chinas, es decir, uno de los cuatro relatos más influyentes de su historia clásica. Un relato épico de la guerra más sangrienta que hubo en la antigüedad. Por ello, Creative Assembly nos presentan un título con dos vertientes diferenciadas: la del Total War clásico, con unidades con fatiga, una dificultad dura de narices y, en definitiva, todo lo que ha hecho con maestría la empresa hasta hoy. Por otro lado, tenemos la vertiente épica, que sigue de una manera más “aproximada” la historia, con unidades con toques roleros que suben de nivel en cada batalla y dándole un énfasis a la trama en general.

Aparte de esta nueva característica, se introducen otros dos conceptos directamente sacados de la filosofía china: el Wu Xing y el Guanxi. El primero corresponde a la filosofía de elementos china, que son agua, fuego, tierra, madera y acero. Las unidades de fuego son fuertes contra las de madera, las de agua contra las de fuego… Pokémon, si, te miro a ti. El segundo concepto corresponde a la red de relaciones interpersonales y sociopolíticas que deberá sobrellevar el jugador para mantener un imperio unido, con aliados consolidados y enemigos aplastados. Si no consigues tener un guanxi estable… digamos que no es guachi lo que ocurrirá después.

La batalla del año tiene nuevo integrante

A mi propio punto de vista, este juego lo tiene todo si eres amante de los juegos de estrategia y en especial de los Total War. Sabe a fresco, pero con un regusto de toda la vida, permitiéndonos avanzar sin perder de vista de donde venimos. La ambientación esta excepcionalmente llevada, mostrándonos uno de los recursos temáticos más utilizados dentro de la narrativa, si bien nunca completamente explotado. Señores, la guerra aguarda. La guerra a ser el GOTY del año. Y he aquí uno de mis candidatos más duros, si no quizás de los más famosos, si de los más solidos como producto en sí.

Deja un comentario