Análisis de Pokémon Cristal para 3DS: vuelta a los 2000

Pocas cosas se pueden decir ya de Pokémon que no se hayan dicho, en especial de la que para muchos –entre los que me incluyo– ha sido la mejor generación de juegos: la de Oro, Plata y Cristal. Los monstruos de bolsillo de Game Freak tienen ya el cielo ganado. Pokémon Cristal 3DS supone un viaje a la nostalgia.

Pokémon Cristal: vuelta a los 2000 Análisis para Nintendo 3DS

Pokémon Cristal: vuelta a los 2000 Análisis para Nintendo 3DS

Pokémon Cristal en Nintendo 3DS es tal y como lo recordamos los que jugamos la generación de Pokémon Oro y Pokémon Plata. La consola virtual de la portátil nos trae de vuelta una de las mejores aventuras de la franquicia sin cambiar un ápice de la misma (sí, efectivamente, el glitch con las cajas del PC que nos permitía clonar Pokémon sigue funcionando). Si bien es cierto se nota que el juego ha envejecido, y más aún después de las versiones HeartGold y SoulSilver que Nintendo lanzó hace ya 8 años y que suponían un remake de la aventura original que introducía la segunda generación, también lo es que sigue manteniendo la esencia de entonces.

Esta versión de Pokémon Cristal en la consola virtual de 3DS supone un regalo para aquellos que crecimos con Pokémon. A nivel personal, la generación de Oro, Plata y Cristal me pilló con 7-8 años, y supuso más para mí que la primera generación, ya que todos los recuerdos que albergo acerca de esta segunda oleada de juegos de Pokémon son de cariño hacia estos juegos. Esta segunda generación supuso una mejora en todos los aspectos de la primera, y encima a todo color, o en la medida de lo posible, gracias a Game Boy Color.

Una de las novedades introducidas en Oro, Plata y Cristal con respecto a las anteriores entregas que más llamó la atención en su momento fue la introducción de un sistema de tiempo que permitía la aparición de determinados eventos o Pokémon dependiendo del momento del día. Algunos Pokémon sólo salían por la noche, por ejemplo. Además, algo que hoy día tenemos tan interiorizado como que los Pokémon puedan llevar un objeto consigo no es algo que en Game Freak se plantearan en la primera generación, sino que fue en esta segunda tanda de juegos en donde se introdujo esta capacidad, así como las bayas.

Sin embargo, una de las novedades principales fue la introducción del PokéGear, el smartphone de por entonces en Oro, Plata y Cristal. Este PokéGear tenía elementos tales como un reloj digital, un mapa, una radio y, la mayor novedad, un teléfono para poder contactar a otros entrenadores o personajes importantes de la aventura.

En cuanto a nuevos Pokémon, además de toda una nueva generación de criaturas, se introdujo a Entei, Raikou y Suicune, siendo este último el que tiene un papel importante en Pokémon Cristal. Estos tres perros legendarios no tenían un lugar fijo en el que poder ser capturados en el mapa, sino que vagaban por todas las rutas, obligando al jugador a tener que perseguirlos si quería hacerse con ellos. En Oro, Plata y Cristal, Game Freak nos dio también la posibilidad de poder criar Pokémon a través de la guardería, algo que, como ya sabréis, sigue usándose mucho hoy en día a nivel competitivo para conseguir Pokémon con los mejores stats posibles.

Pokémon Cristal se desarrolló como una versión actualizada de Oro y Plata, pero como curiosidad, fue el primer juego en el que se permitía al jugador elegir el sexo del protagonista, ya que hasta ese momento el protagonista sólo había sido masculino, sin posibilidad de elegir su sexo. Además, la introducción de la Torre Batalla fue una gran novedad con respecto a Oro y Plata. Todo esto pasaría a formar parte de la historia y de la tónica habitual de Pokémon a partir de ese momento.

Pokémon Cristal: vuelta a los 2000 Análisis para Nintendo 3DS

Es todo un detalle que Nintendo aproveche la consola virtual de 3DS para traernos de vuelta juegos que marcaron nuestra infancia, grandes clásicos que pasaron a la historia y se convirtieron en puntos de inflexión en sus respectivas franquicias. Pokémon Cristal es el último de una larga lista de juegos que, si no jugasteis en su momento, merece la pena probar ahora gracias a la consola virtual de la portátil de Nintendo, como A Link to the Past, Super Mario World o la primera y segunda generación de Pokémon.

En definitiva, Pokémon Cristal es todo un ejercicio de nostalgia para los que nos criamos con los juegos de Pokémon. Quizá los más jóvenes no sepan apreciarlo tanto como los que ya estamos más crecidos, ya que no tienen la perspectiva que nosotros sí hemos ganado con los años en cuanto a la evolución de los videojuegos y, en concreto en este caso, de Pokémon. Si quieres rememorar uno de los mejores juegos de toda la franquicia de Game Freak, no veo por qué no deberías hacerte con este Pokémon Cristal para la consola virtual de Nintendo 3DS. [85]

Deja un comentario