Resident Evil 2 Remake, impresiones con un candidato a GOTY 2019

Si hay algo de lo que puede sacar pecho tanto Capcom como Resident Evil, es de poseer el que posiblemente, es el mejor remake hecho hasta la fecha.

Sí, sin duda hablamos del fantástico lavado de cara que sufrió la primera entrega de la serie en los tiempos de GameCube. Un ejemplo a seguir en este tipo de trabajos y que ahora, después de tantos años, los nipones se vuelven a fijar en él para que la segunda entrega de la serie vuelva por todo lo alto.

Anteriormente ya pudimos sobrevivir en la terrorífica Raccoon City con Leon S. Kennedy como personaje protagonista, pero esta vez, gracias a Koch Media, nos hemos podido adentrar un poco más en el título y meternos en la piel de Claire Redfield. Cabe destacar, que esta demo que hemos probado se centra por completo en el enfrentamiento contra uno de los jefes finales. Dejando de lado todos los puzles y zombis.

Un retorno glorioso

La primera toma de contacto nos sitúa en unas pequeñas salas en las que el peligro es inexistente. Allí, hemos podido comprobar cómo se mantiene el sistema de inventario: que vuelve a apostar por los clásicos recuadros y nos da la opción de utilizar los diferentes objetos. Si algo nos ha dejado claro en esta demo, es que este remake sigue manteniendo esa escasez de recursos tan característica de la saga. Así que, hay que estar bien equipados durante toda la aventura, especialmente de munición y hierbas curativas.

Tras equiparnos bien con diferentes objetos, seguimos nuestro camino hasta llegar a una zona repleta de pasillos estrechos y tuberías. Allí, nos encontramos con una atemorizada Sherry Birkin, que se encuentra escondida y con la que no dudamos de interactuar. Hasta que, por sorpresa, uno de los enemigos más icónicos de la saga hace acto de presencia: William Birkin.

Ajustes necesarios

A diferencia del enfrentamiento original, nos encontramos en un escenario mucho más amplio, donde tenemos que huir constantemente del científico infectado. Para deshacerse de la amenaza, Claire Redfield se encuentra equipada con un subfusil que rápidamente se quedará sin balas, una pistola que durante el enfrentamiento habrá que recargar con diferente munición repartida por el escenario y un lanzagranadas, que será de gran utilidad, ya que prenderá fuego a la criatura con las granadas incendiarias recogidas anteriormente.

Todo el enfrentamiento está lleno de tensión, el terrible ser no dudará ni un segundo en agarrarnos y acabar con nosotros. Por suerte, si contamos con un cuchillo u granada de mano como arma secundaria, podemos utilizar uno de los objetos para escapar del agarre del enemigo. Eso sí, en el caso del cuchillo, no se podrá recuperar hasta que acabemos con Birkin. Esto se implementó en el Remake de la primera entrega y vuelve a recuperarse para la ocasión.

Aunque la diferencia más notoria es la cámara libre en tercera persona, que nos permite apuntar libremente. En el caso de William Birkin, hemos tenido que disparar tanto en su cabeza, para lograr un pequeño aturdimiento, y sobretodo, en el gran ojo que posee la criatura en su brazo, siendo el mayor punto débil.

Un remake muy prometedor

Tras salir victoriosos de nuestro encuentro con esta primera fase del científico infectado, Claire Redfield y Sherry Birkin se encuentran en el garaje de la comisaria. Aunque como no, seguiremos en apuros. Brian Irons hace acto de aparición, amenazando a nuestra protagonista. Todas la secuencias, además del apartado gráfico e iluminación es impresionante. Raccoon City se siente más tenebrosa que nunca gracias al uso del RE Engine y el gran trabajo realizado en cada escenario dota al título de una inmersidad tremenda.

Resident Evil 2 Remake se perfila como uno de los grandes lanzamientos del próximo año. Tras probar hasta dos veces el título, las sensaciones no pueden ser mejores con un remake, que pretende estar a la altura de uno de los grandes videojuegos del género y de la historia.

Deja un comentario